Ya no queda nada. En cuestión de un par de semanas la hija de Belén Esteban estará instalada en su nueva ciudad, la localidad en inglesa de Birmingham, donde tiene previsto iniciar sus estudios universitarios en uno de los centros educativos más prestigiosos de Reino Unido.

Después de sus vacaciones en Malta para aprender inglés y tomar el sol, y de la segunda y última parte de este descanso estival realizada junto a su novio en Benidorm, parece que todo lo bueno se acaba para la nueva estrella de la crónica social patria como es Andrea Janeiro [VIDEO], más conocida popularmente como Andreíta.

Todo, o casi todo. Ya que lo que parece le va a costar acabarse a la recién estrenada como mayor de edad es la pequeña fortuna que esta acumula ya en su cuenta bancaria después de que, tal y como se ha venido publicando en distintos medios, su madre se haya encargado de que su hija llegase a la mayoría de edad con un buen colchón económico.

A este respecto, nuestros compañeros del diario El Español publicaban poco después de que Andreíta [VIDEO] cumpliese los dieciocho años que uno de los regalos que su progenitora le había dejado era un cuenta corriente con 260.000 euros que, desde el mismo momento en el que fuera mayor de edad, esta podría utilizar a su antojo.

Sin duda, una cifra imponente, muy poco habitual para una persona de su edad y que la inmensa mayoría de españoles no son capaces de ahorrar en toda una vida y que habrán dejado más tranquila tanto a la hija de Jesulín de Ubrique como al novio de la misma, quienes podrían iniciar una nueva vida juntos una vez esta abandone para siempre el nido materno y se marche a vivir la ciudad de su chico.

Una cantidad a la que, presumiblemente, también habría contribuido su padre, el matador de toros, de quien Belén ha insinuado en más de una ocasión no ha cumplido con sus obligaciones paternas, llegando a deslizar que sería ella quien cargaría con todos los gastos derivados de la independencia de su hija.

Belén Esteban pagaría la universidad y los gastos de independencia de su hija

Por si la cantidad regalada a su niña fuera poco, la intención de la colaboradora de Telecinco es la de hacer frente, con su imponente sueldo y lo que vaya sacando de los "Belenazos" y las exclusivas a las revistas del corazón, a todos los gastos relacionados con la nueva vida que está a punto de estrenar su hija en su nueva etapa como estudiante universitaria. No hay nada que un padre pueda pagar más a gusto.