El final de las primarias del PSOE, sin duda fue uno de los momentos más álgidos del mes, con la sorprendente victoria de Pedro Sánchez y una silenciosa Susana Díaz que, después de darlo todo, finalmente tenía que abandonar el barco. Algunos de los instantes más comentados de la noche, fueron la obvia felicidad que embargaba al nuevo líder del partido y la actitud cómplice que mostró con su esposa, al ser anunciado como el ganador de la contienda. Tanto medios de prensa como fotógrafos no perdían ni un detalle del político; aunque hubo otro que captó la atención de los más avispados.

Y esto no fue la resignada actitud de Susanna Díaz, sino más bien, la de uno de sus más fervientes colaboradores, el señor Antonio Miguel Carmona, que detrás de ella, lucía una expresión distante y extraña.

Parecía como si literalmente, su mente no se encontrara en Ferraz.

Y es que lo más probable, fuera que la derrota de su favorita le afectara más de lo que podríamos suponer, pues notoria era su ilusión de que Díaz se hiciera con el mando. ¿Será que a eso se debió ese rostro tan extraño?

Quién antes se postulara para llevar las riendas de la Federación Socialista Madrileña, en la capital de España, no parpadeaba ni miraba hacia ningún lugar en concreto. Tampoco prestaba atención al discurso que liberaba Díaz ante la audiencia. Su semblante inquietó a muchísimos, a tal grado que en las redes sociales no se hicieron esperar los memes, ni los locas teorías que, medio en joda medio en tono preocupado, intentaban explicar su reacción.

Desde rituales satanistas hasta técnicas de control mental, los tuiteros recrearon todo tipo de situaciones hipotéticas para burlarse a expensas de Carmona; quien saldría a aclarar más tarde el porqué de ese rostro patidifuso.

Vídeos destacados del día

La pregunta de la noche no era qué seguía para Susana Díaz, si no en qué o en quién estaba pensando Carmona.

A propósito, una de las bromas más celebradas de la noche en Twitter, fue la que lo comparaba con los extrañísimos gestos que hiciera la actriz Wynona Rider en medio de una entrega de premios para Stranger Things. La mujer no podía escuchar con claridad la voz que le hablaba a través de su audífono en dicho evento.

Tal fue la casualidad que en "El Intermedio", desvelaron la misma excusa para explicar el gesto de Carmona ante las cámaras. Mientras tanto, personajes como Pablo Iglesias y los suyos no dudaron en compartir su bochornoso vídeo. #Televisión