¡La segunda hora sin cámaras de Gran Hermano VIP 5 ha llegado! Si Aylén y Marco fueron los primeros en estrenar este privilegio con el que cuentan las parejas del reality, Alyson y el brasileño Antonio han hecho lo propio; disfrutando de una cena, primero, y de un encuentro sexual sin cámaras de postre. Lo que, a priori, iba a ser una noche inolvidable para la pareja terminó teniendo más contras que pros. ¿El motivo?, ¡Te lo contamos todo a continuación y la increíble reacción de Marco al enterarse de que su amiga disfrutaba de la hora sin cámaras junto al brasileño!.

Tal y como vimos hace unos días, Alyson y Antonio decidían pedir, de forma oficial, su hora sin cámaras en el confesionario.

Dicho y hecho. La dirección de GHVIP avisaba anoche a la pareja de que ya podía hacer uso de su privilegio. Para ello, tuvieron a su disposición una habitación decorada con motivos desenfadados y estética americana donde el único mobiliario era una cama. Allí, la pareja disfrutó de una cena basada en cerveza y pizza. Después, el Súper les avisaba de que comenzaba su hora sin testigos. Tal y como contaron los propios protagonistas de esta segunda hora sin cámaras a su regreso a la casa, las cámaras (muchas) se giraron hacia el techo. Eso sí, estaban rodeados de micrófonos y espejos (donde, según Alyson, detrás de ellos se encontraban trabajadores del programa. "Mucho mejor el edredonning", aseguraba Antonio a Elettra. Esta confesión de Alyson, la de que las horas sin cámaras son sin cámaras pero con testigos presenciales, ha indignado a parte de los seguidores del reality, que no ven lícito que las parejas deban intimar siendo vigilados.

Vídeos destacados del día

Otro de los protagonistas de la hora sin cámaras de Alyson y Antonio ha sido, sin duda, Marco. El italiano ha vivido la hora sin cámaras en su cama, distante y pensativo, lo que muchos han interpretado como un claro ataque de celos por Alyson. ¿Hubiese preferido que Alyson y Antonio no hubiesen intimado?, ¿Le gustaría estar en el lugar del brasileño?.