Esta semana es la más atípica de Gran Hermano VIP 5. En lugar de perder o concursante, o de ganarlo, la casa se queda con los mismos miembros después de perder a uno de sus integrantes y de recuperar a uno de sus 'ex' a través de la repesca.

Para que todo este proceso se pueda llevar a cabo la audiencia de GH VIP 5 debe votar en paralelo en dos sentidos completamente distintos. Por un lado, en función de su falta de afinidad penalizando al expulsado. Por otro, y al contrario, apoyar al que más le gusta para que este pueda retornar.

Esta doble votación parece que está teniendo consecuencias directas sobre el porcentaje de voto, algo inferior al de otras veces, y eso, en estadística significa sobre todo una cosa.

Que con menos votos se pueden alterar las posiciones de los nominados, y que quien movilice más a su gente, aunque tenga menos seguidores, puede llegar a escaparse de salir.

Pues bien, si nos fijamos en los porcentajes ciegos que se les mostraron el pasado lunes noche a los concursantes de Guadalix de la Sierra, y los cotejamos con los datos vertidos en la web oficial de Telecinco en relación al sentir de la audiencia, vemos cómo hay un nominado claramente por encima del resto, seguido a lo lejos de otro, y de otras dos barritas testimoniales que no tienen opción alguna de hacer las maletas, al menos este jueves.

Poniéndole nombre a esos porcentajes, el del más grandes correspondería a Elettra Lamborghini, acaparando más de la mitad de los votos emitidos por la audiencia, seguida de Alejandro Abad, con prácticamente la mitad de los recibidos por la italiana, y ya con mucho menores porcentajes, aparecerían, de más a menos, Sergio Ayala y Emma Ozores, siendo esta última, una de las grandes protagonistas de la semana tras ser 'pillada' saltándose las normas del concurso y accediendo a internet para informarse y quién sabe si tomar ventaja de qué sucede fuera dentro de la casa y así acercarse a la Final.

Vídeos destacados del día

Todavía quedan muchas horas de votaciones y todo puede cambiar.