Raquel Sánchez Silva, presentadora de Televisión del grupo Mediaset, se encuentra embarazada a sus 42 años, de dos meses, de gemelos, fruto de la relación que mantiene con su novio actual, el empresario argentino Matias Dumont, con quien decidió empezar una nueva vida sentimental tras la muerte repentina de su marido Mario Biondo. Matias Dumont es diez años más joven que ella y se conocieron en el programa "La Incubadora" de la cadena Cuatro, el cual presentaba ella. El nacimiento de sus dos retoños, si todo sigue igual de bien, está previsto para el próximo otoño, donde su sueño de ser madre, se verá al fín cumplido.

Un íntimo amigo de la presentadora afima que "es un sueño hecho realidad para ella. Los dos están encantados y muy felices".

A la pareja, en estos últimos meses, se le ha estado viendo acudir a un centro del Instituto Valenciano de Fertilidad (IVI), lugar donde muchas mujeres que sobrepasan una cierta edad, deciden acudir para someterse a un tratamiento de fertilidad para poder ser madres. La técnica a la que se someten tiene la probabilidad de un 20% de que nazcan gemelos, tal y como le ha ocurrido a la presentadora.

Raquel Sánchez Silva es la encargada de presentar la nueva edición del programa de televisión de la cadema Telecinco "Supervivientes", programa en el que es co-presentadora junto con Jorge Javier Vázquez desde el 2011, año en el que fue fichada por Telecinco, aunque lo más posible es que este año no acuda a la isla de Honduras, quedándose en España durante la emisión del reality, ya que tiene que guardar reposo al encontrarse en los primeros meses de gestación para cuidar su salud y la de sus bebés, según ha infornado Guillermo Gómez, representante de la persentadora.

Vídeos destacados del día

De las opciones que se están barajando para sustituir a la presentadora en la isla, el nombre femenino que suena con más fuerza es el de Lara Álvarez, aunque ella misma por el momento ha desementido, debido al estado de salud tras el accidente que ha sufrido Fernando Alonso y del que todavía no se ha recuperado totalmente.