“Billy el Niño” ha sido el policía franquista más polémico y que ha sido acusado en numerosas ocasiones de torturar a opositores políticos a lo largo de la dictadura de Francisco Franco. Su nombre real era Antonio González Pacheco, aunque era mucho más conocido por el apodo de “Billy el Niño”. Ha fallecido por culpa del Coronavirus a la edad de los 73 años de edad. Su trayectoria siempre estuvo marcado por su cuestionable labor a lo largo de los años que duró el franquismo y las acusaciones de duras torturas a los miembros de la clandestina oposición de ideas políticas que existía en aquella época.

'Billy el Niño' ha estado en el centro de las disputas de los partidos políticos hasta hace unas semanas

Su nombre volvió a los medios de comunicación hace solo unas semanas cuando la Mesa del Congreso tuvo que tomar una decisión sobre si debía hacerse pública su hoja de servicios en la Policía Nacional a lo largo de su trayectoria profesional.

Una iniciativa a la que, sorprendentemente, Unidas Podemos se opuso junto al Partido Socialista. Aunque después rectificó y aseguró que había sido por las formas del documento que se había presentado en la Mesa del Congreso.

Unidas Podemos pidió a Marlaska la retirada de las condecoraciones a 'Billy el Niño' en varias ocasiones

Otro motivo de disputas entre los partidos políticos fue la retirada de las condecoraciones concedidas al policía hace varias décadas y que fue una reclamación constante por parte de los políticos miembros de Unidas Podemos y de los nacionalistas a Fernando Grande-Marlaska, actual ministro de Interior.

Su nombre volvió a los medios de comunicación, también, cuando se demostró que el ex-inspector de la Policía Nacional había sido invitado a un evento dentro de la recepción del Patrón de la Policía que se celebró en la Comisaría del Distrito de Ciudad Lineal de la ciudad de Madrid.

El policía que lo invitó acabó siendo expedientado.

Juan Antonio González Pacheco, cuyo apodo era “Billy el Niño” fue el policía del Franquismo más temido por los presos políticos, las mujeres… llegando a ser Inspector del Cuerpo Superior de Policía. Nació en el año 1946 en un pueblo de Extremadura, Aldea del Cano.

Después de ingresar en el Cuerpo General de la Policía franquista no tardó mucho tiempo en ser conocido por las palizas y los malos tratos que solía infligir a las personas que eran detenidos por su ideología política y que acababan siendo interrogador en la Dirección General de Seguridad. En el año 1974, fue condenado a una multa por los malos tratos y coacciones infligidas al joven periodista Paco Lobatón.

'Billy el Niño' fue relacionado con la muerte del estudiante Enrique Ruano en el año 1969

Incluso José Luiz Uriz, ex-parlamentario de la Región, le relacionó con la extraña muerte de Enrique Ruano, un estudiante de la carrera de Derecho y militante en contra del régimen de Franco que fue asesinado mientras estaba bajo custodia de la policía secreta del franquismo, Brigada Político-Social, de la que formaba parte el propio “Billy el Niño”. El joven tenía 21 años de edad cuando su cuerpo fue arrojado por una ventana de un séptimo piso de la calle General Mola número 60. Tres días antes había sido detenido por la Brigada Político Social. Hoy en día su muerte no está esclarecida al 100% y siguen existiendo muchas dudas.

En el año 1977, en medio de todo el proceso por la Transición, se integró en la Brigada Central del área de Información como inspector del Cuerpo Superior de la Policía Nacional. Fue destacada su labor en la lucha contra el grupo terrorista GRAPO, sobre todo durante la liberación de Antonio María de Oriol, presidente del Consejo de Estado, que había sufrido un secuestro. En el mes de julio de ese mismo año recibió la medalla de plata al Mérito dentro del cuerpo policial. Después recibiría tres más.En el año 1982 abandonó la Policía Nacional y empezó a trabajar como jefe de seguridad en varias empresas privadas, entre las cuales estaría Renault España.

Parecía que todo había sido olvidado hasta que el 18 de septiembre del año 2013 María Servini, la jueza argentina, decidió dictar una orden de búsqueda y captura a nivel internacional contra él y otros cuatro miembros de la fuerzas policiales del franquismo.

La justicia de Argentina le reclamaba por haber cometido un delito de torturas a trece personas durante el período de los años 1971 y 1975. En abril del año 2014 la Audiencia Nacional decidió rechazar la extradición al considerar que el delito de torturas ya había prescrito ampliamente, en contra de lo razonado por la propia jueza Servini.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!