La Unión Europea está compuesta por una serie de países que tienen por objetivo progresar en diversas áreas y una de ellas es la económica. Debo señalar que en los últimos años he visto algo que me ha llamado la atención, la brecha que existe entre los países más prósperos y los menos desarrollados del bloque. Considero que incluir a países con grandes diferencias en su nivel de desarrollo social y económico puede causar algunos problemas. Esto es algo que debe manejarse de la forma correcta para evitar una serie de problemas. La Unión Europea no debe degenerar en populismo y debe mantenerse como una organización seria y eficiente.

Grecia no estaba preparada

Si comparamos a Grecia con Bélgica observamos que el país helénico tiene un ingreso por persona por encima de los $17,000 y el belga supera los $40,000.

La tasa de desempleo en Grecia es casi el triple de lo que es en Bélgica y las exportaciones griegas no son ni el 9 por ciento de las belgas. Debo señalar que Grecia tiene casi el 94 por ciento de la población que tiene Bélgica y ésto demuestra lo pobre que son sus exportaciones. Por su ingreso per cápita Bélgica está en un nivel casi igual al de Alemania ó Austria. En pocas palabras: Alemania, Austria y Bélgica estaban preparados para integrarse a la Unión Europea pero ése no era el caso del país helénico.

No le pudo mantener el paso al Euro

El Euro se fortaleció bastante ya que Alemania es una economía poderosa y el país teutón es una potencia exportadora. Claramente, el Euro reflejaba el poderío germano, austríaco, belga y de otras naciones bastante competitivas. Pero el Euro no reflejaba el poderío griego ya que éste país no estaba a la misma altura de las naciones mencionadas arriba.

Hoy en día Grecia está peor, la brecha con las economías europeas más competitivas ha crecido a causa del desmoronamiento de los últimos años. Grecia no se debió integrar al Euro ni a la Unión Europea ya que no estaba preparada para ello.

Otros casos

Me pregunto si naciones como Bulgaria, Croacia o Rumanía estarán preparadas para ser parte de la Unión Europea. Personalmente considero que no, ya que el per cápita de Bulgaria es de $7,392 mientras que el de Rumania asciende a $9,667 y el croata es de $12,045. Hay un abismo en el ingreso por persona con países como España ($26,643) Italia ($29,747) ó Francia ($37,294). Considero que los países con ingresos per cápita por debajo de $15,000 no deberían ser parte de la Unión Europea ya que están atrasados.

Reflexiones

El incluir a naciones pobres solamente facilitará el desplazamiento de personas de los países con recursos limitados a los más prósperos. Éste éxodo producirá una crisis demográfica [VIDEO] en los países menos desarrollados y agudizará sus problemas económicos, ya que serán sociedades de pensionistas.

Otro punto, no veo que las naciones del antiguo bloque socialista tengan un crecimiento económico acelerado como lo tuvieron Corea del Sur o Taiwan en los 80s. Los ex-países socialistas y Grecia tienen algo en común: Se debieron haber preocupado mucho más en acelerar su crecimiento económico en vez de luchar por la membresía en la Unión Europea. Han demostrado hasta el momento que no están a la altura de las exigencias del caso.