El presidente francés Emmanuel Macron se reunió este viernes con la superestrella mundial Rihanna en una conferencia sobre educación en Dakar, capital de Senegal en África Occidental. El motivo del reencuentro no ha sido otro que apoyar la educación en los países más pobres del Mundo.

Tanto Macron como Rihanna intentan impulsar una mejor educación en el continente africano a partir de Asociación Mundial para la Educación (GPE). Y es que no hay que olvidar que en el mundo hay cerca de 264 millones de niños desencolerizados, gran parte de ellos se encuentra en el país africano.

Rihanna, que defiende varias ONG's que trabajan para la educación, busca recaudar 3.100 millones de dólares durante los próximos dos años a través de la GPE para así garantizar el acceso de 870 millones de niños a escuelas en 65 países en desarrollo.

"Esta es una causa por la que nunca vamos a parar de luchar hasta que cada niño y cada niña tengan acceso a la educación", dijo Rihanna durante la conferencia que tuvo lugar este lunes ante la mirada y los aplausos de los líderes mundiales.

Rihanna solicitó a los allí presentes que aumentaran el apoyo a la enseñanza en los países desfavorecidos. Macron, que co-presidió el evento con el presidente de Senegal, Macky Sall, también hizo un llamamiento para garantizar la escolarización de todos los niños del mundo. "Apoyar la educación no es una elección que podemos hacer o no hacer, es una necesidad", dijo el presidente francés.

Desde su elección, el jefe de estado francés ha aparecido repetidamente junto a personalidades del mundo del espectáculo para combatir la pobreza y la falta de educación en los países subdesarrollados.

En julio, por ejemplo, Macron se reunió con el cantante de U2, Bono, para hablar de la asociación de ayuda a la educación que abandera el cantante irlandés.

La cantante barbadense y el presidente francés volverán a ensamblar fuerzas por la causa en la Alianza Global para la Educación, que tendrá lugar el próximo 2 de febrero.

Rihanna y su estrategia social-media humanitaria

En junio de 2017, la cantante barbadense presionó al líder francés para que apoyara esta causa. Para ello, la cantante hizo uso de su cuenta social Twitter, donde tiene 86 millones de seguidores, para así hacerle llegar al mandatario la necesidad de unir fuerzas para luchar por la igualdad en la educación en el país africano.

No es la primera vez que la cantante utiliza sus redes sociales para interpelar a otros líderes mundiales sobre la iniciativa solidaria. Rihanna ya lo hizo el año pasado con el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau y el argentino Mauricio Macri solicitándoles a ambos que contribuyeran al propósito de que los países subdesarrollados también tengan acceso a la educación.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!