Durante dos meses el buque hospital estadounidense USNS Comfort, recorrerá Latinoamérica, atendiendo refugiados venezolanos que se encuentran en Colombia. Esto debido a que el gobierno colombiano ha solicitado a EE.UU. la ayuda para dar atención a la gran cantidad de migrantes venezolanos que a diario cruzan la frontera colombiana. Este recorrido comenzará a finales del mes de septiembre, según un comunicado del Comando Sur norteamericano.

Gobierno colombiano solicitó ayuda

A diario miles de venezolanos cruzan la frontera colombiana huyendo de la graves crisis que viven en su país. Se estima que más de 2 millones de venezolanos han traspasado los límites de su país, por tierra, sobre todo a Colombia, aunque también a Brasil, Ecuador, Perú y algunos a Chile. No es fácil, para ningún gobierno asumir el coste que significa la llegada de refugiados, bien porque muchos llegan hasta Colombia, o la usan de escala para llegar a otros países.Este tema fue uno de los tratados por Jim Mattis, el secretario de Defensa de las EE.UU. durante su gira por sudamericana la semana pasada. Particularmente cuando se entrevistó con Iván Duque, el presidente colombiano.

El USNS Comfort no es un buque de combate

El gobierno colombiano pidió ayuda para atender esta situación. Y Mattis dijo que se enviará ayuda humanitaria a través del buque hospital USNS Comfort, el cual no es una nave de combate. Esto con la finalidad de ayudar en la atención de salud al flujo continuo de venezolanos que atraviesan la frontera .

Mientras que, el comandante del Comando Sur norteamericano, Kurt Tidd, señaló que en Venezuela hay casos de difteria y sarampión, además de escasez de medicinas.

Aunado al desplazamiento masivo de personas y las condiciones de la frontera, puede desencadenar epidemias. El USNS Comfort, aunque forma parte de la flota de la Marina de EE.UU, no es un buque de combate, sino un buque-hospital, por tanto, no porta armas. Ha estado en otras misiones humanitarias, la última vez fue en el 2017 en Puerto Rico atendiendo los afectados por el huracán María.

El gobierno boliviano considera es una "invasión encubierta"

El gobierno venezolano reiteradamente ha catalogado esta misión humanitaria, como un acto de “injerencia por parte de los EE.UU.

A lo cual, Mattis ha señalado a los medios de comunicación, que el buque no irá a “aguas venezolanas. Además dijo que no se están enviando soldados, sino médicos. En apoyo al gobierno de Venezuela, Evo Morales, el presidente de Bolivia, expresó a través de su cuenta oficial en Twitter que el envío de ese buque estadounidense a Colombia, lo considera como una "invasión encubierta" a América Latina.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más