Donald Trump sigue reafirmando su propósito claro de bombardear a Siria. Esta opinión fue emitida a través del canal informativo de Twitter, donde daba respuesta al supuesto ataque altamente químico y tóxico, ocurrido el sábado pasado. Al mismo tiempo, el mandatario estadounidense advirtió a Rusia que el ataque en respuesta del atentado pasado, será inminente. Este desafío tuvo como motivo dar respuestas a las advertencias que habían realizado los dirigentes rusos, posiblemente se trate de una confrontación entre ambos países.

Lo más destacado del tweet entre lo escrito por Trump hacia Rusia, es donde resalta, que los nuevos misiles estadounidenses serán “inteligentes”, dando a entender que no habrá ningún tipo de posibilidad de poder derribar los misiles que se pretenden lanzar de forma “contundente”.

Respuesta a la trama rusa

Las autoridades rusas están a favor del ataque ocurrido el pasado sábado y de esta forma el presidente Trump, se ha visto acorralado de forma interna. Es entonces que para responder a lo que se ha llamado la trama rusa, Trump dio como respuesta al régimen sirio y todos los que han decidido aliarse con el país, que tendrán que pagar un precio muy alto.

Este ataque en respuesta a los sirios posiblemente tenga más aliados que estén a favor de Estados Unidos. Entre los países que han mostrado el respaldo de las intenciones de Trump, destacan Reino Unido y Francia, quienes posiblemente podrían ser parte de la participación al supuesto ataque contra Siria.

Registros de muertes

La Organización Mundial de la Salud (OMS) registró, tras el ataque en Duma, [VIDEO]una cantidad de 500 pacientes que se presentaron luego de reflejar síntomas con fallas respiratorias y otro tipo de daños que fueron producto de una exposición extrema a los gases tóxicos.

Este ataque también dejó un saldo de 70 muertes que hasta ahora han sido registradas, luego de haber intentado sobrevivir al refugiarse en sótanos.

Los acontecimientos ocurrieron en la ciudad de Duma, localidad que se encuentra entre las cercanías de Damasco. Conforme a las declaraciones del país sirio, no existe ningún tipo de implicación con los funcionarios militares de ese país, posición que está siendo respaldada por Irán y Rusia, quienes son los principales aliados de Siria.

Traslado de disputa

Desde Washington, capital estadounidense, se responsabilizó a Irán y a Rusia por prestar abiertamente un apoyo al régimen que pretende establecer Bashar al Assad. Ante esto, Trump [VIDEO] también escribió en su cuenta en twitter un llamado de atención a estos países, donde les advierte que no deberían ser socios de un régimen que disfruta matar a su propia gente.

Las disputas entre países se han querido trasladar y resolver en las Naciones Unidas. Sin embargo, la solución del problema no ha sido posible y en todos los intentos ha fracasado de forma estrepitosa.