Boris Johnson ha dado el paso de organizar su gabinete, con el Brexit de fondo, en un día que implica un antes y un después en su carrera política. Hay que recordar que Reino Unido está viviendo la mayor encrucijada que haya tenido que hacer frente en toda su historia reciente.

El votante medio de Boris Johnson es hombre y de raza blanca, a pesar de sus salidas de tono

Johnson solo tiene un período de tiempo de tres meses para lograr lo que ha prometido a los militantes de su partido, un acuerdo para conseguir sacar adelante el Brexit que sea lo más próximo posible a todas y cada una de las sensibilidades que conforman la ideología política más conservadora de Reino Unido y, al mismo tiempo, poder evitar un no deal que podría provocar dificultades en los mercados financieros y llevaría a Reino Unido a una situación que llevan años intentando evitar: una depresión económica.

Para evitar esto está Boris Johnson, considerado un personaje político que roza lo bufonesco, pero que es apoyado por el votante varón y de raza blanca. Necesitará un gabinete que sea capaz de cubrir la mayor parte de sensibilidades del partido conservador. Un gabinete que sea la mejor representación de la Gran Bretaña más moderna, en el que tendrán más puestos las mujeres y los representantes de las minorías étnicas que demuestren la mezcla que existe en la sociedad británica actual.

Igualmente, se espera que en este futuro gabinete haya sitio para ministros que están a favor de la Unión Europea. Los nombres de los miembros de este gabinete se irán filtrando a lo largo de la jornada y los medios de comunicación británicos están centrados en conocer cómo será el gabinete con la tarea más difícil de los últimos años.

Trayectoria de Boris Johnson

Johnson fue alcalde de la ciudad de Londres, llegó a ser secretario de exteriores durante el gobierno fallido de Theresa May, caracterizándose siempre por una forma de expresarse de manera descarada, que es capaz de soltar verdaderos latigazos a sus contrincantes sin despeinar su característica melena rubia. Jeremy Hunt, mucho más moderado y prudente a la hora de expresarse, no tuvo nada que hacer.

Los conservadores se vieron obligados a votar a un nuevo líder, después de que Theresa May se viera en la obligación de presentar su dimisión al no ser capaz de sacar adelante las distintas propuestas, tres en total, para lograr sacar adelante el Brexit, y tras solicitar varias prórrogas a la Unión Europea. Hoy se reunirá con la reina, Isabel II, para presentarle su renuncia y darle el nombre de Johnson como su sucesor en el cargo.

Sigue la página Televisión
Seguir
Sigue la página Historias
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!