La visita del Real Madrid al Osasuna parecía ser el partido ideal para conseguir un triunfo y alcanzar la cima del campeonato. Los merengues, que arrancaron el encuentro ubicado en la segunda posición del torneo, llegó con 36 puntos y el conjunto del entrenador Zinedine Zidane sabía que un triunfo le daría el primer lugar de manera momentánea.

Para sorpresa de los visitantes, el Real Madrid se encontró con un Osasuna que propuso un juego de mucha fricción y cortes en la mitad del campo, y ante ese sistema, fueron incapaces de quebrantar el cerrojo defensivo, por lo que el encuentro terminó 0-0.

Tras consumarse el empate, la sensación en los rostros de los dirigidos por Zidane era de derrota, puesto que el Osasuna está en zona de descenso directo, con 15 puntos y solamente 3 triunfos en 17 encuentros disputados.

Zidane no encuentra variantes

Tal vez la abundante nieve que cayó sobre el terreno de juego perjudicó la planificación del Real Madrid que no pudo imprimirle dinamismo a su juego, pero el bajón en el nivel mostrado se arrastra desde hace varios partidos, y pese a ser uno de los equipos que más goles ha convertido en el torneo (30), también ha recibido muchos goles (15), lo que indica que el equipo de Zidane no ha encontrado ese equilibro que supo tener entre defensa y ataque mostrado en anteriores torneos.

Lo que se vio en Pamplona fue un partido sin situaciones de gol.

Un encuentro que con el correr de los minutos fue más parecido a lo que le convenía al Osasuna, es decir, fricción y cortes permanentes, proposición en la que el Real Madrid se metió paulatinamente y desde el banquillo tampoco llegaron soluciones.

Las dudas del aficionado madridista para lo que viene

Tras el empate consumado en Pamplona, ahora el torneo parece más que favorable al Atlético Madrid del entrenador Diego Pablo Simeone, que está en la cima del torneo con 38 puntos (uno más que el Real Madrid), pero con tres partidos menos.

En el horizonte, aparece como objetivo importante, el encuentro que los dirigidos por Zidane deberán asumir ante el Alcoyano, equipo de la segunda división B, por los dieciseisavos de la Copa del Rey, luego de confirmarse el choque a partir del sorteo realizado en la sede de la Real Federación Española de Fútbol.

En una semana que fue más que convulsionada por los rumores de una posible salida del capitán y símbolo del Real Madrid, el defensor Sergio Ramos, al PSG, una victoria y la punta del torneo, era más que necesaria para tener un poco de tranquilidad para los próximos encuentros.

Ahora, la afición del Real Madrid está expectante por saber si Ramos continuará en el club, y si la directiva piensa en fichajes para reforzar la plantilla.

Sigue la página Real Madrid
Seguir
Sigue la página Fútbol
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!