Hace unos cuantos días se abría la ventana de transferencias y las grandes escuadras se han puesto manos a la obra con el propósito de perfilar un proyecto con potencial suficiente que les permita pelear por todos los títulos. Una de ellas, el Nápoles, con Carlo Ancelotti al mando, se ha marcado en rojo varios objetivos.

El extécnico blanco tiene muy claro que la plantilla necesita algunos retoques y ya le habría trasladado a la directiva qué demarcaciones cree urgente reforzar.

Una de ellas es la delantera. Carletto quiere un "9" puro, que cumpla un perfil específico. De hecho, algunos portales como Fichajes o el Corriere dello Sport apuntan directamente a un viejo conocido: Karim Benzema. [VIDEO]

El Madrid, abierto a una posible negociación

El delantero galo ha firmado una temporada esperpéntica en las filas del conjunto blanco (anotó tan solo 5 goles en el campeonato doméstico), perdiendo también de forma prematura a su principal valedor, Zinedine Zidane.

Motivos no le faltan para plantearse un cambio de aires.

Según medios deportivos, Nápoles está dispuesto a pagar 45 millones de euros por el jugador. Sin embargo, Florentino no piensa venderlo a cualquier precio. En 2009, el máximo dirigente desembolsó unos 35 millones de euros y valorando el progreso del ariete estos últimos años, no estaría dispuesto a aceptar una propuesta inferior a 50.

Benzema no entra en los planes de Lopetegui [VIDEO] de cara al próximo curso y el presidente blanco no vería con malos ojos hacer negocio con su salida.

Ancelotti no oculta su predilección por Karim

De cualquier forma, Karim Benzema es un jugador que gusta, y mucho, a Ancelotti por varios motivos:

Rentabilidad: esta clase de jugadores (delanteros) son posiblemente los más costosos del mercado, y valorando su situación actual, resulta una auténtica ganga llevárselo por unos 50 millones.

El conjunto napolitano no debería tener problemas para amortizar en un futuro su adquisición.

Un jugador generoso: si hay algo que el ariete francés tiene y muestra dentro del campo, es su generosidad con los compañeros. Esto se traduce en que es capaz de efectuar el movimiento idóneo a raíz de las circunstancias en el transcurso de los partidos.

Inteligencia en punta: durante algunos partidos de La Liga, hemos podido observar a un Karim alejado de su área de influencia, retrasando la posición hasta tres cuartos de cancha para actuar como una especie de mediapunta. Puede convertir Fútbol de la nada, crear espacios para que lo aprovechen los demás y, si es requerible, mandar pases limpios al área pequeña. Por algo era uno de los mejores socios de Cristiano Ronaldo.

Posible piedra angular: Carletto cree poder cimentar el nuevo Nápoles en torno a la figura del galo, un punto de partida que serviría para corregir y modificar varios aspectos del juego.

Veremos si finalmente el Nápoles se lanza de lleno a por Benzema o analiza otras alternativas.