Finalmente y después de varios meses de incertidumbre, Paolo Guerrero podrá disputar la Copa del Mundo a celebrarse en Rusia a partir del 14 de junio hasta el 15 de julio. Guerrero es el capitán, estrella y goleador de la selección peruana, tiene 34 años de edad y actualmente milita en el C.R. Flamengo de la Serie A Brasileña.

Paolo Guerrero se ha vuelto viral en los últimos meses debido a una suspensión deportiva, tras dar positivo en una prueba antidoping realizada por la FIFA [VIDEO]después del partido frente a la selección Argentina. Dicho encuentro correspondió a la fecha 17 de las eliminatorias sudamericanas al Mundial de Rusia 2018.

Razones de la suspensión de Guerrero

En el mes de diciembre del 2017, se dio a conocer la noticia acerca de la suspensión del delantero peruano Paolo Guerrero. A primera instancia, este periodo duraría un año, debido a que se encontraron en el examen médico restos de una sustancia llamada metabolito de la cocaína, Benzoilecgonina. Sin embargo se pudo comprobar que no fue consumo directo de cocaína, ni de té de mate de coca.

Con el transcurrir de la investigación se concluyó que Paolo Guerrero consumió la sustancia involuntariamente a través de un té contaminado.Surgieron muchas interrogantes acerca de quién o quiénes son los responsables de lo sucedido con el capitán de la selección peruana

Un conocido doctor del país Inca comentó en una entrevista que, si bien cada jugador debe de cuidarse y tener conocimiento acerca de los alimentos y bebidas que puede consumir, Paolo Guerrero al llegar de Brasil e incorporarse a la concentración de la selección [VIDEO], automáticamente le pertenece a Perú y por ende las persona encargada debe de vigilar los menús y los consumos de los jugadores.

Paolo Guerrero lo logra

Tras una apelación por parte de Paolo Guerrero, la FIFA anunció que la suspensión se reduciría de un año a solo seis meses, sin embargo esta decisión cambiaría poco tiempo después. Tras la intervención de los abogados ante el Tribunal Arbitral Deportivo, dicho organismo decidió aumentar la suspensión de seis meses a catorce, alegando que si bien Paolo Guerrero no consumió la sustancia de manera voluntaria, si incurrió en una falta debido a que no tomó las precauciones necesarias para evitar la violación de las normas antidopaje. Dicha sentencia lo sacaba del mundial nuevamente.

Guerrero y su comitiva no se rendirían, agotarían primero todos los recursos a la mano para demostrar la inocencia y lograr que el capitán peruano acompañase a su selección en la Copa del Mundo.

Se reunieron con el presidente de la FIFA sin conseguir mayores resultados, siguieron insistiendo y finalmente lograron tener éxito. El Tribunal Federal Suizo concedió la suspensión temporal de la decisión tomada por el TAS, esto con miras de que Paolo Guerrero pudiera disputar el Mundial, los abogados de jugador seguirán trabajando en dicho caso para poder librarlo de dicha suspensión.