Después de un juego miserable contra el Real Madrid [VIDEO], Paulo Dybala mostró su clase para ayudar a la Juve a abrir una ventaja saludable en la parte superior de la tabla de la serie A.

Una juventus inspirada en Paulo Dybala [VIDEO]se recuperó de su decepción de la Liga de Campeones a mitad de semana para ganar 4-2 al Benevento y abrir una ventaja de siete puntos en la cumbre de la Serie A.

La Juventus recarga las baterías antes de la vuelta de Champions

El Bianconeri sufrió una humillante derrota por 3-0 ante el Real Madrid el martes, pero superó a un rival inferior de la liga para meterle presión al Napoli, segundo en la clasificación, antes de su enfrentamiento con Chievo el domingo.

Dybala, en particular, tuvo una noche para olvidar frente al Madrid después de recoger una tarjeta roja en la segunda mitad que lo excluye de la vuelta de la próxima semana.

El argentino, uno de los únicos dos jugadores en retener su lugar desde ese juego, respondió a ese revés con estilo, ya que su tercer triplete de la temporada aseguró los tres puntos para el equipo de Massimiliano Allegri.

Debemos felicitar a Benevento por el partido que ha realizado, pero también a la Juventus por la victoria". "Comenzamos muy bien, luego de la ventaja nos sentamos un poco y era importante volver a la victoria inmediatamente después de la derrota de Liga de Campeones.

Ahora necesitamos recargar nuestra energía porque estamos esperando un mes intenso, con el campeonato, la final de la Copa de Italia y el regreso de la Liga de Campeones".

"Este fue un partido difícil porque llegó después del partido contra el Real Madrid", fueron las palabras de Allegri, que se lleva los tres puntos en este delicado momento.

Juventus logró un gran partido

Dybala se aseguró de que los visitantes se pusieran por delante, con un tiro de esquina clínico, dado después de una referencia del VAR por el árbitro Fabrizio Pasqua por la torpe falta de Berat Djimsiti sobre Miralem Pjanic. Las esperanzas de los locales de empatar fueron acabadas a falta de 16 minutos para el final, cuando Viola derribó al sustituto Gonzalo Higuaín en la zona, Dybala se encargó para completar su triplete.

Luego, Costa aprovechó la desilusión visible de Benevento para batir en un maravilloso cuarto a los 82 minutos desde 20 metros para cerrar los tres puntos y desterrar su derrota en la Liga de Campeones. El equipo italiano se encuentra concentrado para lograr un buen cierre de temporada.