En una final de extremo a extremo, donde cada equipo tuvo sus puntos más destacados, Eslovenia fue el más fuerte al ganar una final de locura (93-85). Con un Goran Dragic [VIDEO] "on fire" como lo dicen los americanos (26 puntos en la media parte), los eslovenos ganaron el título europeo por primera vez en su historia.

El fenómeno Goran Dragic

Goran Dragic levantó su país (Eslovenia), una nación de dos millones de habitantes, al trono europeo al lograr una final monumental el domingo en Estambul, donde Serbia, derrotada de 93 a 85, no pudo resistir.

El líder de los Miami Heat anotó 35 puntos, incluyendo 26 en un impresionante primer tiempo.

El veterano de 31 años dominó los defensores serbios con sus regates y su mano izquierda ultra-precisa. Terminó con una obra maestra lo que debería ser su última participación internacional.

Luka Doncic, el joven prometedor eslovaco

Otro talento excepcional salió a la luz durante este partido, el muy joven Luka Doncic. Con tan sólo 18 años, este jugador ultra-versátil, entrenado por el Real Madrid y anunciado en los primeros lugares del próximo draft de la NBA, se convirtió en su lugarteniente ideal. Doncic fue casi el desafortunado héroe de la final. En una sala finalmente llenada por miles de serbios, y pocos eslovenos, se precipitó en el último momento y se lesionó la rodilla en medio del tercer cuarto y no pudo volver al campo. Doncic acabó con 8 puntos, 7 rebotes y 2 asistencias y los eslovenos liderados por ocho puntos en este momento clave del partido.

Dominados hasta entonces por la habilidad y la energía de sus oponentes, los serbios regresaron inexorablemente en la estela de Bogdan Bogdanovic (22 puntos), e incluso pasaron por delante un breve momento. Pero los eslovenos lanzaron todas sus fuerzas a la batalla y sostuvieron el impacto, El talento de Gragic lo hizo todo y Serbia no pudo hacer nada contra una Eslovenia imparable.

Asi pues, después de un largo y difícil campeonato, Eslovenia llegó a levantar el trofeo que esperaba desde tantos tiempos. La antigua república de Yugoslavia logró eliminar en la ronda anterior a España, una nación con multiples estrellas del baloncesto como Pau y Marc Gasol, pero también Carlos Navarro quien disputó su último partido en selección. España llegó tercera de este campeonato de Europa del 2017 y volvió a casa con una medalla de bronce.

Recordamos que el próximo gran evento de baloncesto tendra lugar en la capital Japonesa, Tokyo, en 2019. Durante este campeonate del Mundo podremos admirar los mejores jugadores de baloncesto del mundo, contando con el "dream team" de los EE.UU.