Aunque al despertarnos no lo recordemos muchas veces con exactitud, todos los días mientras dormimos vivimos diversas experiencias dentro de nuestro cerebro denominadas #Sueños. Unas veces se trata de vivencias sobre nuestra #Vida cotidiana y otras, sin embargo, son escenas terroríficas que nos hacen desvelarnos con un mal sabor de boca.

La mayoría de veces, estos sueños [VIDEO] nos están transmitiendo un mensaje que hay que captar para poder dar solución a problemas diarios u otros acontecimientos que nos surgen en nuestra rutina. De entre los sueños más comunes, destacan principalmente cinco de ellos y ya que el saber no ocupa lugar en nuestra mente, puedes ponerte al día sobre su significado.

Quién sabe, puede que te ayude en un futuro reconocer este tipo de avisos escondidos en nuestros letargos nocturnos y pierdas el miedo a afrontar algunas situaciones.

Soñar que volamos

Este primer sueño normalmente acostumbra a ser un presagio de buena suerte y libertad, ya que simboliza nuestro deseo de trascender hacía nuestros propósitos más deseados. Si se vuela en forma de pájaro es un augurio de bendición y confort. Si se vuela en forma humana significa que encontrará la satisfacción y la felicidad, además si el sueño es muy repetitivo nos indica una gran abundancia que se asocia a la fortuna y la riqueza. Raramente, su significado es algo malo, pero hay que tener especial atención en los sueños en los que se pierde el control volando, ya que es sinónimo de que lo estamos perdiendo también en la vida terrenal.

Soñar que caemos

En este segundo sueño nuestro subconsciente nos alerta de que se nos presentan adversidades. Los sueños de caídas no siempre tienen una interpretación negativa, pero está casi siempre relacionado con nuestros miedos internos. Si la caída es desde un precipicio, nos indica un cierto temor al fracaso y vulnerabilidad. Si la caída es debida a un tropiezo, suele establecer miedo al rechazo social o según como se desarrolle el sueño a falta de propósitos en la vida e ideas nuevas.

Se asocia en numerosas ocasiones a inseguridades frente a obstáculos que se están viviendo en ese momento u otros problemas que no tardarán en llegar. En los sueños en los que solemos despertar al llegar al suelo, científicamente se explica que es el modo que tiene nuestro cuerpo de advertirnos que nuestras pulsaciones están bajando en picado y debemos despertar.

Soñar con la muerte de un familiar o amigo

Nuestros seres queridos también aparecen en nuestras pesadillas a menudo, no obstante, soñar con su pérdida no significa tal.

Si la persona que muere en el sueño es alguien que está enfermo o pasa por un momento de complicaciones vitales, generalmente se anexa a nuestras preocupaciones hacía esa persona.

Si se trata de alguien que echamos de menos, refleja precisamente ese distanciamiento, ya que el fallecimiento en este caso, refleja el fin de la relación con esa persona que por algún motivo se ha alejado. Si no hay razón aparente podemos estar aliviados porque la muerte aquí significa renacimiento. Al morir cerramos un ciclo y se empieza otro, por eso es usual tener este sueño con alguien que esté a punto de abrir un nuevo proyecto o cambiar de vida, como puede ser un nuevo empleo o una mudanza a otra ciudad.

Soñar que alguien o algo nos persigue

Los expertos manifiestan que soñar con que nos persiguen va ligado a épocas emocionalmente sensibles y delicadas. En esta ocasión su significado es adverso y son más abundantes en personas que han sufrido algún tipo de abuso de cualquier modo a lo largo de su vida. Si el persecutor es una persona, representa una inquietud personal hacía ella, puede que haya arrepentimiento y remordimientos que en la realidad no te atreves a exteriorizar.

Si quién te persigue es un animal es posible que tu subconsciente quiera prevenirte sobre alguien que quiere sacar provecho de ti malintencionadamente o que simplemente desee avergonzarte en público. Ten especial cuidado con aquellas personas que quieran verte en ridículo por envidia. Si la persecutora es una serpiente, habitualmente significa la huida de ciertas situaciones de gran envergadura o personas que temes enfrentar.

Soñar con estar desnudo

Este último sueño va unido a la falta de autoestima y el miedo a ser juzgados por los demás, sobre todo se da en situaciones de máxima inseguridad. Si en el sueño estamos desnudos frente a un público y nos sentimos incómodos, es señal de que nos dejamos llevar por la opinión ajena. Asimismo, en personas que a menudo están expuestas a ser el centro de atención, pero que temen profundamente las burlas de los demás.

A pesar de que cada día salen a la luz nuevas investigaciones científicas sobre los sueños, el mundo onírico está todavía por descubrir. Nuevos avances sobre este terreno en el cual nos quedan muchas #Curiosidades por explorar. ¿Has tenido alguna vez alguno de estos sueños?