Si bien es cierto que cada día son más los usuarios que usan su Smartphone [VIDEO] para tomar fotografías y esto se debe principalmente a la accesibilidad de los precios de estos dispositivos comparados con los precios de las cámaras fotográficas respetables, también es válido decir que los teléfonos móviles con buenas cámaras fotográficas pues están dentro de la gama alta, y el pasado año 2017 se caracterizó por presentar al mercado smartphones por encima de los mil euros.

¿Qué tipos de cámara fotográfica me conviene?

La cámara fotográfica con respecto a un Smartphone no puede suplir todas las características de estos últimos dispositivos al igual que la calidad de las fotos en diferentes condiciones y ambientes no controlados que puede lograr una cámara fotográfica pues supera con creces los teléfonos, así que brevemente vamos a ayudarte a definir que cámara fotográfica puedes escoger sin que esta elección sea un dolor de cabeza debido a la gran variedad de dispositivos y precios que puedes encontrar en el mercado.

Para empezar, vamos a organizarnos en tres grupos:

  • Cámaras compactas
  • Cámaras bridge
  • Cámaras con objetivos intercambiables

En el primer grupo de cámaras compactas vamos a encontrar cámaras muy simples de apuntar y disparar, su funcionamiento puede ser muy similar al de un Smartphone y en algunos casos podemos encontrar teléfonos que pueden superar las fotos que se pueden realizar. Suelen tener un zoom con posibilidades medias y no tienen visor, se utiliza la pantalla LCD para controlar la toma que en algunos modelos puede hasta ser táctil. Su precio ronda los 100 euros.

Así que dentro de esta categoría los más aceptables serían las cámaras compactas para entusiastas, el precio es sensiblemente más elevado, algunos modelos están equipados con sensores grandes y ópticas de gran calidad. La mayoría de estas cámaras incluso permiten guardar las fotos en formato RAW (es un formato de archivo digital de imágenes que contiene la totalidad de los datos de la imagen tal y como ha sido captada por el sensor digital de la cámara, ya sea fotográfica u otro tipo). Los modelos más caros ofrecen ópticas de gran luminosidad, sensores de más de una pulgada y pantallas LCD de gran resolución.

Aquellos usuarios que tienen sus primeros contactos con la fotografía, que no quieren complicaciones a la hora de realizar la toma ni enredos con los ajustes, incluso en condiciones de baja iluminación.

Así que a la hora de elegir en compactas o cámaras o intermedias debiéramos apuntar nuestra atención a dispositivos que tengan, entre 10 y 14 megapíxeles. Además de los sensores de fotograma completo, los más habituales son los APS-C, Cuatro Tercios, y los de una pulgada.

Ejemplos de modelos recomendados:

  • Canon IXUS 185
  • Fujifilm X100T
  • Olympus PEN E-PL8

Segundo grupo, Cámaras de tipo Bridge: También se pueden denominar “superzoom” o intermedias, ya que son el paso que antecede a las cámaras de objetivo intercambiable. Son cámaras con objetivo fijo, pero con un amplio rango de distancias focales, y a menudo con unos zooms muy generosos, llegando a ser sorprendentes.

A pesar de esta característica mantienen un cuerpo con dimensiones bastante contenidas, por lo general ofrecen un control manual sobre la exposición (incluyendo las prioridades a la obturación y la apertura) e incluso sobre el enfoque, permitiendo un mayor control por parte del usuario de manera que pueda jugar con su creatividad a la hora de trabajar con las luces y sombras.

Casi todas incorporan algún sistema de estabilización de imagen lo cual es muy necesario para poder trabajar con tanto zoom. Por lo general disponen de la pantalla LCD articulada, que permite colocarla de forma adecuada incluso cuando fotografiamos desde posiciones imposibles. Esto las convierte en cámaras muy adecuadas para actividades al aire libre, fotos de naturaleza e incluso astronómicas a pequeña escala, según el zoom que las equipe. Permiten adaptarse a usuarios con distintos niveles de experiencia.

Modelos de cámara fotográfica

Por citar algunos modelos recomendables:

  • Panasonic Lumix FZ1000
  • #Sony RX10 III
  • Canon PowerShot SX50 HS

Cámaras con objetivos intercambiables; así que en este apartado estamos hablando de cámaras profesionales, y en esta gama profesional pues hay dos tipos principales de cámaras, las Híbridas y las DSLR, ambas con características excelentes. Las híbridas se caracterizan por tener un cuerpo sensiblemente más pequeño y ligero, ya que, al no llevar espejo, carecen también de pentaprisma, esto hace que sean mucho más livianas, pero permiten obtener la misma calidad que las DSLR. Esto supone también que no pueden llevar visor óptico. En su lugar, están dotadas de un visor electrónico, que muestra la misma imagen que llega al sensor. Este visor se complementa con la pantalla LCD tradicional. Las cámaras Híbridas han aparecido hace apenas unos pocos años en el mercado siendo muestra de los nuevos avances tecnológicos [VIDEO].

Así que podemos recomendar por ser interesantes por su calidad, las cámaras híbridas de Sony (Cámara Sony ILCE 7R), las únicas por el momento en ofrecer modelos con sensor de fotograma completo. Ofreciendo prácticamente el mismo repertorio de herramientas y funciones que las DSLR. Las cámaras DSLR (Réflex Digitales de un Objetivo) no profesionales están equipadas con un sensor APS-C, que es más grande que los Micro Cuatro Tercios, pero menores que los de fotograma completo, y aquí podemos citar a marcas cómo Nikon y Canon con precios más asequibles que las profesionales.

Las cámaras profesionales siempre ofrecen como opción la grabación de las fotos en RAW, el mejor formato para realizar a posteriori ediciones digitales de calidad. También se pueden utilizar para grabar y experimentar con vídeo de la máxima calidad (4K). Estás cámaras disponen de la mayor variedad de accesorios, tanto para el trabajo fotográfico como para vídeo. Recomendamos la cámara Canon EOS 6D. #Apple #Ahorro