Los Mossos están investigando el parricidio que ha tenido lugar en la localidad de Salitja (Girona), donde han aparecido los cadáveres de dos pequeñas en su propio domicilio. La madre se ha suicidado al arrojarse a la autopista AP-7 donde ha sido arrollada por un camión que no pudo impedir el accidente.

Los Mossos d´Esquadra han abierto una investigación para saber si una vecina de la mencionada localidad de Salitja, un núcleo ubicado en Vilobí d´Onyar, en Girona, ha acabado con la vida de sus hijas pequeñas, ambas menores de edad.

Tras haber cometido el parricidio, presuntamente, la mujer subió a su vehículo, se desplazó hasta la autopista AP-7, hasta Salt, se bajó de su coche y se colocó en el medio de la vía justo en el momento que pasaba un camión, que la arrolló sin poder evitarlo.

La mujer acabó falleciendo cinco horas después en el centro hospitalario Josep Trueta de Girona

Fue el padre de las pequeñas, de cinco y seis años de edad, quién encontró los cuerpos de las niñas y está recibiendo la ayuda de un equipo de psicólogos.

Los cuerpos de ambas presentaban signos de violencia más que evidentes. Los Mossos estarían investigando si la madre de las pequeñas acabó con sus vidas con la ayuda de una azada. Igualmente, qué sucedió para que la madre, presuntamente, acabase con la vida de sus hijas.

Los hechos se conocieron a mediodía, cuando el progenitor de las pequeñas llegó del trabajo al domicilio de la familia muy próximo a la carretera Vella de Caldes.

Encontró el cuerpo de las dos pequeñas y una gran cantidad de sangre. De forma inmediata llamó a emergencias, 112, y alertó de lo que acababa de encontrar en su casa y, también, que ni su mujer ni el coche de esta estaba en la casa.

Los investigadores habrían encontrado la presunta arma del crimen: una azada

De manera paralela, más o menos a la misma hora, el 112 recibió varias llamadas de conductores que intentaban avisar de que una mujer estaba circulando al volante de un Mercedes blanco y que había estacionado el vehículo en un lateral de la AP-7, se había bajado del coche con la ropa completamente manchada de sangre y se había colocado en medio de la autopista, justo, cuando pasó un camión, a altura de Salt (en Girona).

Varias patrullas de los Mossos d´Esquadra se dirigieron al lugar y encontraron el cuerpo de la mujer, en estado crítico. Rápidamente la mujer fue trasladada al hospital Trueta donde fue intervenida de urgencias. Aunque, sobre las 19,30 acabó falleciendo.

En el escenario del crimen, los miembros de la División de Investigación Criminal de la provincia de Girona han encontrado una azada y están investigando si esta fue el arma del horrible doble crimen.

Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!