En 'El programa del verano' se ha realizado un reportaje sobre las recomendaciones por parte de la ONU sobre la necesidad de reducir el consumo de carne para poder proteger el planeta y reducir la huella del carbono. Pero, lo sorprendente vino al descubrir, según las encuestas, que los españoles consumen seis veces más carne de la cantidad recomendada por todos los estudios realizados hasta el momento. Por tanto, los españoles tendrían muy complicado cumplir con esta recomendación por parte de la ONU.

La reducción del consumo de carne ayudaría a reducir la huella de carbono y el cambio climático

La ONU ha presentado un informe en el que recomienda, con urgencia, que toda la población a nivel mundial cambie su dieta para poder mejorar la situación que está viviendo el planeta, donde se están gastando los recursos a un ritmo que está preocupando, y mucho, a los expertos.

Según el mencionado estudio, si se lleva a cabo un cambio en la dieta, se reduce el consumo de carne, aumenta el de las verduras, cereales y legumbres, se lograría frenar el actual cambio climático.

Las recomendaciones realizadas buscan que se reduzcan, de manera urgente, los gases de efecto invernadero y que se mejore la calidad del suelo. En el caso de España, el suelo se utiliza tanto para la agricultura como para la explotación ganadera.

El programa ha contado con Alberto, periodista experto en la gastronomía, y ha dado una serie de consejos para poder llevar a cabo una dieta variada sin consumir demasiada carne. Lo primero, hay que evitar los productos de origen cárnico que estén muy procesados, ya que son muy peligrosos para la salud.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Televisión

Está demostrado que el alto consumo de carne y de productos lácteos estaría acelerando el cambio climático

Ha sido el IPCC (las siglas del Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático) quien realizó un primer informe sobre el uso de la tierra, gracias al cual se ha demostrado que el alto consumo, en los países de mayores ingresos económicos, de carne y de productos lácteos, lo que estaría teniendo una gran importancia en el actual cambio climático.

El estudio también señala la necesidad de reducir el derroche de comida que, en los países del primer mundo, es un problema grave y al que hay que darle una respuesta urgente. Tanto la dieta carnívora como el derroche de alimentos está relacionado, directamente, con el cambio climático y con la degradación del suelo, a nivel mundial, que es un problema que va a provocar consecuencias graves a corto plazo.

Por el momento, la actual ministra española de Transición Ecológica ya ha respaldado todas y cada una de las recomendaciones realizadas por la ONU sobre los cambios necesarios en la dieta .

Con los datos actuales, el objetivo del Acuerdo de París no se va a cumplir ya que, se quería evitar que el calentamiento global superase los dos grados. Una de las razones principales estaría en los nuevos hábitos que se han introducido en la forma de consumir los alimentos.

Y, tanto la dieta como qué hacer con los desperdicios de comida van a ser dos puntos fundamentales en las próximas negociaciones para luchar contra el cambio climático.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más