Parece que la nueva normalidad le esta dando más de un par de quebraderos de cabeza a Omar Montés. El de Pan Bendito ya fue sancionado hace unos meses por montar una fiesta ilegal en la que no se respetaban las distancias de seguridad. Ahora, los organizadores del Festival Marenostrum han emitido un comunicado en el que explican que el concierto del rapero habría sido cancelado por la actitud del cantante y de sus acompañantes.

El motivo de la abrupta cancelación

Ayer Montes tenía que haberse subido al escenario para actuar en Fuengirola. No obstante, los organizadores del festival decidieron que el madrileño no actuase debido a que, según su versión, Omar y sus acompañantes se negaron a usar mascarilla en un acto previo en El Banco de Alimentos y durante el evento.

De esta forma el comunicado emitido defendía que: 'Ante esta actitud incívica y el perjudicial ejemplo que para todos supone hemos considerado que era de obligación moral suspender el concierto programado para esta noche. La devolución de las entradas se realizará íntegramente y de manera automática durante este domingo'.

Unas palabras que causaron un gran revuelo entre el público y que ha causado que muchos usuarios de internet cargasen contra Omar por, supuestamente, tener una actitud incivica por segunda vez en un corto lapso de tiempo.

La respuesta del cantante

Ante tales acusaciones Omar no ha querido quedarse callado y ha querido explicar que si no se pone mascarilla es debido a que sufre una enfermedad respiratoria incompatible con su uso: "Yo soy una persona de riesgo, tengo la enfermedad de la polinosis. Me han llevado a un banco de alimentos y cuando he dado el cheque del dinero ha empezado a aparecer un montón de gente y le he dicho al organizador que no llevaba mascarilla, que ya se lo había avisado antes, cualquier persona me puede pegar algo".

Además el cantante dice tener muy claro el motivo real de la cancelación: "La realidad es que no han vendido suficientes entradas, no podían hacer frente a los gastos y no han hecho una buen promoción.Me están acusando a mí, ¡sois unos sinvergüenzas!".

Omar también se encuentra muy decepcionado por las molestias que le han causado ya que no le han pagado nada por el evento y ha tenido que hacer un largo viaje teniendo que dejar sola a su abuela quién se encuentra enferma.

No obstante, lo que peor lleva Montes es lo que la organización ha dejado caer sobre él y sus acompañantes: "Ninguno de mi equipo ni yo bebemos ni nos drogamos. Todos mis fans me conocen. Ya podéis buscar otra excusa".

El cantante ha querido tener un gesto con los fans que no han podido verle actuar en directo y ha invitado a su hotel a una familia de Barcelona que habían comprado la entrada desde hace meses.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
Sigue la página Sálvame
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!