Rocío Flores, la hija mayor de Rocío Carrasco y Antonio David Flores se encuentra pasando un delicado momento en Supervivientes 2020. La joven de tan solo 23 años está a las puertas de la final del concurso pero todas las semanas que ha estado en Honduras ha tenido muy presente a su madre, Rocío Carrasco, con quien lleva siete años teniendo una nula relación. Esto ha supuesto que Rocío Flores se preocupe por el pensamiento de su progenitora hasta el punto de romper a llorar durante la pasada gala y necesitar el apoyo de los presentadores Lara Álvarez y Jorge Javier Vázquez.

La preocupación en Honduras de Rocío Flores por su madre

La hija de Antonio David Flores se mostró nuevamente desolada por el pensamiento que su madre podría tener sobre su paso por Supervivientes 2020. Concretamente, la joven se encuentra angustiada por si su madre, Rocío Carrasco, ha visto su concurso y en él ha presenciado algo que le haya podido sentar mal respecto a su hija. Era concretamente a algunos de sus compañeros como Albert Barranco a quienes Rocío Flores contaba abatida su situación, pues admite sentirse mal por haber exteriorizado lo que pensaba sobre su progenitora y le preocupaba que su madre pensara que había hecho el concurso hablando de ella.

Confirma que no quería hablar de sus padres en 'Supervivientes 2020'

Visiblemente afectada, Rocío Flores confesaba que no quería hacer daño a nadie y solamente pretendía hacer el concurso sin hablar de su familia y tampoco quería que la opinión en su casa fuera que había ido a hablar sobre sus padres y su familia.

Tal era el disgusto de la concursante de Supervivientes 2020, que el propio Jorge Javier Vázquez intentaba tranquilizarla con unas conmovedoras palabras que hacían alusión a su relación con Rocío Carrasco. De este modo, el de Badalona admitía que si él fuera su madre, le habría gustado que su hija hablara de él como ella de Rocío Carrasco aunque ya no tengan relación.

Las bonitas palabras de Jorge Javier Vázquez a Rocío Flores

Pero aquí no quedaron las conmovedoras palabras del presentador, pues Jorge Javier apuntó a que ella en ningún momento habló mal de su madre e incluso él ha hecho hincapié en que le cuente lo que ocurrió con ella, pero Rocío Flores nunca ha querido contárselo. Ante las palabras del presentador, fue la propia Rocío Flores la que mostró su agradecimiento al catalán admitiendo que necesitaba oír unas palabras así y que le hacían mucha falta, pues desconoce cómo se está viendo fuera su concurso en Supervivientes 2020. Y es que la relación entre Rocío Flores y Rocío Carrasco es nula en la actualidad, de hecho, la madre de la joven concedía una entrevista hace apenas unos días en la revista Hola, y no se ha pronunciado sobre ningún tema relativo a su hija ni tampoco ha permitido preguntas sobre ella.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
Sigue la página Supervivientes
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!