Anoche Supervivientes 2020” vivió su primera expulsión doble. Yiya sabía que tenía muchas papeletas para marcharse, por eso, decidió marcharse dejando claro lo que pensaba de Rocío Flores. Algo que podría hacer sin problemas, pero el presentador Jorge Javier Vázquez, desde el plató, no dudó en echarle un rapapolvo por unas palabras que eran muy desafortunadas hacia su compañera.

La concursante que más polémicas provoca en Honduras tenía claro que se iría, pero antes atacando muy duramente a la hija del colaborador de “Sálvame”, Antonio David Flores, hasta tal punto que el presentador se vio obligado a pararle los pies.

Y le recordó que la organización debe decidir.

Yiya consideró, desde el primer momento, a Rocío como su objetivo

La tensión existente entre Rocío Flores y la modelo extremeña, anoche, llegó a un punto que estalló toda la tensión que caracterizó su convivencia a lo largo de estos días y, aún así, las diferencias no han mermado en nada. La hija del colaborador de “Sálvame”, Antonio David Flores, al poco tiempo, se sintió atacada por la concursante que más polémicas está provocando en la isla después de escuchar sus insultos, palabras que el programa decidió no emitir.

Durante la segunda gala del programa, tanto Rocío Flores como Yiya, acabaron en medio de una nueva discusión y la mediática hija de Rocío Carrasco dejó claro que ella solo había viajado a Honduras para hacer el concurso de “Supervivientes” pero no para que una persona le insultase día sí, día también.

Y, al final, a Yiya se le ha ido mucho la lengua y ha terminado insultando a Rocío Flores no solo por su físico, sino por lo que han vivido durante los primeros días de convivencia.

El presentador le recordó que ser una misma es respetar a los demás

Yiya la acusó de estar en el programa como si fuera una estrella polar y no es, ni mucho menos, la que más brilla de todos los concursantes.

No sabe si pertenece a alguna saga, ya que, más que Flores parece un "florero". Estas son las palabras más suaves que ha dicho de su compañera de convivencia con la que, desde el primer día en el hotel, ha tenido enfrentamientos.

Todo esto ha provocado que el presentador haya tenido que parar a la concursante, considerando que la joven era muy consciente de que se había pasado y mucho, a partir de este momento sería la organización quien tomase determinadas decisiones.

Después de la triste escena, ya como expulsada, Yiya, acabó pidiendo perdón a su manera. Aunque seguía pensando exactamente lo mismo, no sabía si estaría en plató o su padre o su madre y se ha marchado del programa con muy mal sabor de boca.

El presentador ha sido muy claro: las cosas pasan por algo, en ningún momento ha estado afortunada la modelo, las palabras que pronunció no eran las más afortunadas, con palabras que eran completamente innecesarias e con insultos, no solo para un familiar de un concursante, sino para todas las personas que ven el programa: "Ser uno mismo es respetarte a ti mismo y a los demás, sino la convivencia en el mundo sería una porquería".

Sigue la página Sálvame
Seguir
Sigue la página Supervivientes
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!