Parecía imposible, pero hace apenas unas semanas trascendió la ruptura entre Kiko Jiménez y Gloria Camila tras varios años de relación. Ella ha preferido permanecer en un perfil bajo, pero él ha sido protagonista de escandalosos titulares tras confirmar su relación con Sofía Suescun, archienemiga de la hija de Rocío Jurado y Ortega Cano. Con muchas ganas de no permanecer en el anonimato, la pareja no se separa ni por un minuto y ha mostrado su amor en un viaje a Ibiza. Ahora, la pareja ha sido noticia por un altercado con la policía en Marbella que ha acabado con el colaborador de Mujeres y Hombres y Viceversa en el calabozo.

Pesadilla de una noche de verano

Después de un viaje a Ibiza donde dieron buena cuenta de su pasión y de compartir por redes sociales todo su amor, Sofía Suescun y Kiko Jiménez se han propuesto ser la pareja protagonista de todo este verano. La noche del 3 de agosto en la localidad malagueña de Marbella, Kiko Jiménez y Sofía Suescun estaban colgando en sus historias de Instagram la cena que ambos estaban consumiendo en un restaurante.

Tras ello se dirigieron en coche al festival de música Starlite, donde fueron parados por la policía y allí empezó la noche "horribilis".

Según el programa Viva la vida del 4 de agosto, donde ha estado la propia Sofía dando su versión de los hechos, la pareja trató de saltarse un control policial tras ser advertidos por varios agentes. Es finalmente, un agente quien les pone un alto y ahí se inicia una fuerte discusión.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Telecinco Sálvame

Por si fuera poco, Kiko sacó su móvil para grabar la situación y Sofía se dirige al agente afirmando "que no sabía con quién estaba hablando". Tras esta actitud de chulería, el policía detuvo a la ex-pareja de Gloria Camila donde ha pasado la noche en el calabozo. Sin embargo, Sofía Suescun ha explicado otra versión.

Sofía alega maltrato físico y abuso policial

Al parecer, la hija de Maite Galdeano desmiente que quisieran saltarse el control policial y que entendieron que le dieron el gesto de que podían pasar.

Este malentendido dio pie a que ambos agentes les echaran en cara no haberles obedecido y que incluso les amenazaran con ponerles una multa de 200 euros. Es entonces cuando Kiko Jiménez y ella salen del coche y empiezan a discutir sobre el trato injusto que les estaban dando. Sofía Suescun termina dentro de un coche de policía tras, según ella, debatir con argumentos las respuestas de las fuerzas de seguridad.

Finalmente, ambos terminan en comisaría porque ella se negó a enseñar el DNI y Kiko porque tuvo un forcejeo con los policías.

Por último, ante el relato de Sofía Suescun y en medio de una presunta incredulidad de Sandra Barneda, el colaborador Suso Álvarez informaba que le habían llegado más datos. Y es que Kiko Jiménez, unido a la actitud altiva que habían tenido ambos con los cuerpos de seguridad del estado, se encontraba fumando y le echó el humo a la cara del policía.

Sofía habría añadido también un comentario malsonante hacia ellos. Sofía ha presentado un parte de lesiones contra los agentes de policía y Kiko Jiménez se encuentra en Marbella a la espera de un juicio rápido el lunes 5 de agosto.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más