Laura Matamoros y su pareja, Daniel Illescas, han sido los protagonistas de un viaje hasta La Habana, en Cuba, donde compartían destino con otros conocidísimos influencer españoles en el que ha terminado siendo un viaje lleno de incógnitas para sus familiares, amigos y seguidores en España tras el accidente ocurrido. Allí tenía lugar un terrible accidente mortal en el que se ha visto implicado un 'almendrón', un coche antiguo típico de los que circulan por la capital de la isla caribeña.

Anuncios
Anuncios

Cuatro fallecidos y más de veinte heridos

Fue el pasado domingo cuando saltaba la noticia de que un conductor había perdido el control sobre su coche en mitad del famoso Malecón en La Habana, sitio siempre concurrido y repleto de gente. Turistas, familias, trabajadores y empleados de tiendas cercanas al lugar de los hechos se vieron completamente indefensos ante tal problema. Tras el incidente, hemos sabido por diferentes medios que la cosa ha acabado en cuatro fallecidos y más de veinte heridos que fueron atendidos en los centros hospitalarios más cercanos.

Este viaje de Laura Matamoros y Daniel Illescas no ha sido para pasear su amor por cierras caribeñas, sino también ha sido el lugar de encuentro de otros influencers quienes viajaban con una agencia española para trabajar con varias marcas, véase el caso de Dulceida y Alba, influencers de moda del panorama español.

Laura Matamoros y su novio se "casan"

Gracias al viaje que tenían concertado a La Habana, Laura y Daniel Illescas han dado rienda a su historia de amor y no lo han dejado en su privacidad, sino que han hecho partícipes a todos sus seguidores de Instagram de las palabras tan bonitas que se dedicaron el uno al otro en lo que parecía ser una ceremonia de bodas entre risas y amigos, nada oficial aunque sí con muchísimo significado sentimental.

Anuncios

Vuelta a la realidad

Sabemos que Laura además de influencer, colaboradora en varios formatos de Mediaset y modelo, es mamá de un precioso niño que tuvo con su anterior pareja, Benji. La hija de Kiko Matamoros intenta compaginar su vida profesional con su actividad como mamá a tiempo completo. Esto hace que cada vez que vuelve de los viajes en los que se ve obligada a marcharse de la ciudad durante algunos días o semanas para trabajar con diferentes marcas, se ausente más de lo que nos tiene acostumbrados de sus redes sociales o solamente suba alguna instantánea tapando la cara de su bebé.

Indicando a sus seguidores que se encuentra bien.

Haz clic para leer más