El ex Ministro y ex Primer Ministro francés, Manuel Valls, [VIDEO] visto que su carrera política en Francia está muerta y que según las encuestas, es de los políticos más impopulares de su país de adopción (por debajo del ex número dos de Marine Le Pen, Florian Phillipot), tiene pensado rehacer esa carrera en otro país, en este caso, en donde nació: ser alcalde de Barcelona, aun no se sabe por qué partido, aunque Ciudadanos presuma de ser el elegido. Y que en pocos días dirá que sí o no.

Por ello, Valls ha rehecho también su vida amorosa. Después de abandonar a su ex mujer, la violinista Anne Gravoin, y liarse con una diputada francesa de En Marche, Olivia Grégoire, el partido del Presidente Emmanuel Macron, los medios han descubierto que su nuevo amor es la catalana Susana Gallardo, heredera del emporio Almirall y activista de los catalanes unionistas, contrarios a la independencia de Cataluña.

Muchos recuerdan un surrealista vídeo donde aparecía ella, vestida con la bandera española y mirada extasiada.

Valls, un nuevo Don Juan

Lo que no preveía Valls era que, conocida su repentina inclinación donjuanesca, con dos nuevas parejas en pocos meses, algo que vemos habitualmente en películas francesas, la prensa de su país ha descubierto su vertiente de amante insaciable. O al menos se ve así en unas sugerentes fotos que el semanario Paris Match ha publicado hace días, lo que ha ofendido al político y ha demandado al mismo.

Dichas fotos tienen a Valls y Gallardo en plena sesión de fotos playeras, tomadas en Marbella, cuando él estuvo allí y entre amorío y amorío, se entrevistó con José María Aznar. Paris Match describe lo de Valls y su futuro, político y amoroso, de esta manera.

Manuel Valls, Susana Gallardo su nuevo amor.

Con ella, parte hacía la conquista de Barcelona”, dice en portada la revista, con ellos por partida doble, paseando con ella y en la playa amorosos. Luego, recuerda el pasado de ella y el divorcio de su hijo mayor. Empieza a hablar de Valls con “Valls no podía más que ser seducido”, y cuenta cómo empezó el amor en el Restaurante marbellí El Ancla, y cómo la llama “La amiga muy especial”.

La decisión podría estar tomada

Vuelve a su ex, Olivia Grégoire, y recuerda que ya tiene tomada su decisión de ser candidato a alcalde barcelonés, ya que “El aire de Paris está viciado para el ex Primer Ministro”. Unos dicen que no lo intente, pues sería un punto de no retorno en caso de derrota”. Y opina Paris Match que su amor con la Gallardo parece más político que verdaderamente amoroso. Es decir, que debe creer que así tendría más apoyos en Barcelona que si viniera con una pareja francesa.

Al ver sus fotos, tomadas como hacen los paparazzi, es decir, a escondidas, Manuel Valls [VIDEO] demandará al semanario y muchos opinan que no le gusta verse en las mismas como un vulgar playboy.

También está el ego del mandatario, que con los años se ha agrandado y ha hecho que gente que antes le admiraba, ahora le desprecie. Tanto catalanes como franceses.

Paris Match recuerda la entrevista donde Valls decía desconocer los nombres de muchos barrios de la ciudad de donde quiere ser alcalde, algo inconcebible en un candidato. Y acaba con una cita del escritor Albert Camus que se puede aplicar a Valls: “¿Qué es la felicidad sino el verdadero acuerdo entre un hombre y el tipo de vida que lleva?”.