2

Parece que este no es el año de la consorte del Rey de España. Y es que La Reina Letizia ha vuelto a crear polémica en las redes sociales y, en especial, en la comunidad cristiana española, debido a que no se santiguó durante un acto oficial en la Basílica de Covadonga. Esto ha sido tomado como una grave ofensa por parte de la esposa de Felipe VI y una falta significativa a las costumbres católicas por las que se rige la monarquía del país.

Doña Letizia se encuentra otra vez en el ojo del huracán, esta vez por haber ofendido a los creyentes de un estado que se caracteriza por ser mayoritariamente católico. A pesar de que parezca una exageración de la prensa y las redes sociales, la verdad es que los ortodoxos cristianos tienen sus propias razones para rechazar la falta de tacto o el desliz de la Reina.

La presentación oficial de Leonor de Asturias

Es de conocimiento público que la Reina de España es siempre criticada o alabada por su atuendo cada vez que realiza una aparición pública. Sin embargo, esta vez no fue el diseño de la venezolana Carolina Herrera lo que captó la atención de todo internet, sino el gesto que Letizia [VIDEO]dejó de hacer en la presentación oficial de su hija, Leonor.

Durante el fin de semana, la familia real visitó Asturias con el objetivo de que la hija mayor y heredera al trono hiciese acto de presencia en la Basílica de Covadonga. Todo esto motivado al aniversario número 100 de la coronación de la virgen de Covadonga, donde la princesa de España sería la voz principal.

A pesar de ello, fue la madre de la joven Leonor la que se terminó siendo la protagonista del debut de la infanta, pues olvidó, o evitó, realizar un gesto requerido por las costumbres católicas.

La mayoría de los católicos saben que deben persignarse o santiguarse en cuanto entran en un lugar sagrado, como una iglesia o un templo en general. No obstante, la Reina estuvo dentro de la basílica y frente al altar y no realizó ningún amago de hacer la señal de la cruz ni nada que se le parezca.

Por otro lado, el Rey Felipe [VIDEO]y las infantas Leonor y Sofía si siguieron el protocolo, pero esto no evitó que toda la atención de las redes se centrase en Letizia, quien ha recibido fuertes críticas por su conducta, que muchos consideran poco apropiada para un acto oficial.

El pasado ateo de la Reina de España

Para varias personas no es sorpresa que Doña Letizia no le preste demasiada atención a las costumbres católicas. Durante su juventud, no se caracterizó por ser una devota creyente del cristianismo y de sus preceptos. Todo lo contrario, anteriormente en su época de periodista se consideraba atea.

El pasado ateo de la Reina sigue siendo muy controvertido y aún provoca descontento en parte de la comunidad católica de España.

Por otra parte, no es la primera vez que Letizia no se santigua en un acto oficial. Pero esto no significa que esta falta de respeto a las tradiciones católicas no sea tomada en cuenta por la sociedad española. La verdad es que no hace más que restarle popularidad a la esposa de Felipe Borbón.