Después de la dolorosa ruptura sentimental entre Alberto Isla e Isa Pantoja, la chica decidió desconectarse del mundo tomando unas vacaciones que le permitiesen relajarse para olvidar sus problemas. Isa Pantoja partió rumbo a Paris, pero después cambió la dirección de su viaje llegando a las islas griegas, acompañada de dos de sus mejores amigas Aneth y Joi.

La menor del clan Pantoja disfrutó hasta más no poder, cosa que se pudo divisar a través de las redes sociales. Cuando existe una tecnología tan avanzada como la que tenemos hoy en día, no se necesita de periodistas que te sigan a ninguna parte.

Dos visitas en una

Hasta el momento todos conocían que el lugar de destino del viaje de la hija de la tonadillera era París, donde permaneció unos días junto a sus amigas para hacer algunas compras y disfrutar bailando al ritmo del reguetón en un crucero de lujo por el río Sena.

Las redes sociales fueron testigos del disfrute de las jóvenes, quienes al finalizar este recorrido decidieron cambiar el rumbo de su viaje.

Isa Pantoja y sus acompañantes llegaron a las islas griegas y una vez estando en el lugar se hospedaron en un hotel poco accesible económicamente para cualquier persona. El mismo está ubicado en la playa Kalafatis en Mykonos [VIDEO] y es de 5 estrellas. El cual posee espacios que satisfacen a todos los gustos, entre ellos 5 piscinas cristalinas, para quienes no gustan de hundirse en las aguas marinas. El resort también consta de una cocina espectacular en caso de que deseen degustar diferentes platillos.

Para un buen lugar un alto costo

El hotel presenta instalaciones de alto nivel, por lo que el costo de su servicio es elevado. Los precios pueden variar de 500 a 1000 euros la noche, dependiendo si el huésped desea usar una piscina privada, o en su defecto vista al mar.

Hasta el momento no se ha podido constatar las condiciones adoptadas por Isa Pantoja en el hotel, lo que sí es totalmente cierto que se encuentra disfrutando de estas bellas instalaciones.

Mientras que su ex pareja Alberto Isla [VIDEO]aún se encuentra en Sanlúcar, lugar donde suele ejercitarse para mantenerse en forma y distraer la mente de los problemas cotidianos de la vida diaria. Cada uno ha tomado la separación de manera diferente, Alberto Isla decidió enfrentar su realidad y permanecer en el sitio acostumbrado. Mientras que Chabelita no lo pensó dos veces para darse la escapada del siglo junto a sus amigas.