Amaia Montero, la primera y admirada vocalista de la agrupación La Oreja de Van Gogh volvió a la palestra musical con un nuevo disco. Sin embargo, su regreso a los escenarios ha estado lleno de fallas y desaciertos que han dejado sin palabras y con un sabor amargo a más de uno.

La cantante sufrió uno de los reveses más vergonzosos que puede tener un artista vocal: Amaia olvidó la letra de su propia canción en el programa “La tarde aquí y ahora” de Canal Sur.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Telecinco

En medio de su presentación, cuando todo parecía ir viento en popa, Amaia no recordó la letra de su tema Nacidos para Creer. Para intentar solucionar la falla, la artista tarareó la canción, pero el error ya estaba hecho, sobre todo porque es la segunda vez, en una semana, que esto sucede.

¿Qué ocurrió en Cantabria?

Hace unos días, Amaia [VIDEO] fue invitada a las Fiestas de San Antonio de Renedo, Cantabria [VIDEO]. La intención era que la artista diese lo mejor de sí en esta celebración de gran magnitud para los locales. Sin embargo, solo ofreció un show vergonzoso.

El concierto debía empezar a las 22:30, pero la cantante salió al escenario a las 23:30, sin mencionar que muchos aseguran que había bebido de más, pues su desenvolvimiento en el escenario dejó mucho qué desear. En esa ocasión, también olvidó la letra de su canción y eso se le notó en la reacción que tuvo, grabada por muchos en sus teléfonos. Al ver esto, Amaia criticó el uso de estos dispositivos, pues estaban dejando evidencia de su vergonzosa presentación.

El público no quedó nada contento y muchos criticaron fuertemente a la artista.

De hecho, algunos sintieron que la presentación irrespetó unas fiestas de gran valor para los locales. Otros afirmaron que quizá no estaba pasada de copas, pero que eso parecía por la calidad de su presentación, en la que incluso, no sabía qué tiempo seguir.

¿Qué dice Amaia?

Su respuesta no se ha hecho esperar, sobre todo, luego de la gran crítica que recibió por parte de su apreciado público. Amaia afirma que es evidente que tuvo problemas de sonido y problemas técnicos que sabotearon su presentación. Sin embargo, no es lo que se ve evidenciado en los videos.

¿Terribles consecuencias?

Estos eventos han traído grandes consecuencias para la artista, tanto buenas como malas: entre las buenas tenemos que debido a la repercusión que sus errores tuvieron, su disco ha sido uno de los más buscados en internet. Sin embargo, los organizadores de su concierto en Cantabria están tomando cartas en el asunto y esperan que les devuelvan los 25.000 euros que costó realizar ese evento que dio tan malos resultados.