Una vez parece que se acaba el margen de recurso y por lo tanto de actuación a Toño Sanchís tras su último varapalo judicial las grandes preguntas que se hacen ahora todo el mundo que sigue la actualidad de la crónica social patria es cómo, cuándo y dónde va a gastarse #Belén Esteban la ingente cantidad que pronto deberá aparecer en su cuenta.

Y es que hablamos de nada más y nada menos que de alrededor de 600.000 euros que la conocida como princesa del pueblo debería tener ya a su nombre antes de la llegada de este verano, lo que de entrada, parece, supondrá que las vacaciones estivales de la de San Blas sean un poco más largas, un poco más lejos y con algún que otro lujo de más respecto a las últimas ocasiones.

Los agujeros de Belén Esteban

Más allá de esto, en su última aparición mediática, en la que fue este tema del juicio y la indemnización que va a cobrar los temas que coparon la entrevista [VIDEO], la que fuera mujer de Jesulín de Ubrique reveló la hoja de ruta que tiene prevista para dar buena cuenta de un dinero inesperado y que le cae como agua de mayo, eso sí, con un poco de adelanto sobre lo previsto.Según palabras de la ganadora del juicio, lo primero que tiene claro es que de los 600.000 euros, la mitad aproximadamente irá para Hacienda, a quien le debe, según parece, más de 250.000 euros. A partir de ahí, le quedan pues algo más de 300.000 euros para seguir tapando agujeros y algo más.

Su intención es, con esa mitad restante, cancelar su hipoteca, guardar algo para el futuro y organizar la mayor fiesta vivida nunca por ella y la gente a la que quiere que no ha dejado de apoyarla desde el primer día en el que se metió en todo este embrollo con el que fuera su representante y mejor amigo durante los últimos diez años.

La fiesta Toñomanía

Como todo no va a ser pagar, esta ponía en prevengan a sus allegados asegurando que "a mediados de mayo voy a dar un fiestón y se llamará la Fiesta Toñomanía”. Una fiesta [VIDEO] por todo lo alto en la que no faltarán invitados de postín, música por todo lo alto, bebida para ahogar a una manada y todo tipo detalles. Después de más de dos años agazapada por un tema que le ha tenido consumida, es el momento de quitarse el peso de encima de una vez por todas y disfrutar de su anhelado triunfo.

Como ven, y aunque todavía no tiene el dinero para su uso y disfrute, Belén Esteban tiene clarísimo en qué va a gastarse lo que los jueces han obligado a pagar a Toño. Toca disfrutarlo y ella saber cómo hacerlo. #Telecinco