Alfred y Amaia van a representarnos en Eurovisión este año, la emoción siempre se ha podido ver en sus caras y allá donde van derrochan emoción e ilusión y ya no solo por sus proyectos laborales y por el talento que tienen, también [VIDEO] por la hermosa relación que comparten y que se forjó en la academia de Operación Triunfo que fue dónde se conocieron. Los triunfitos están en su momento más dulce y siempre desde que salieron de la academia pasean su amor allá por dónde van.

Ayer les tocó conceder una entrevista para Telecinco, en concreto para el programa de Toñi Moreno, Viva la vida. Los chicos siempre se han mostrado muy receptivos a la hora de conceder una entrevista y sobre todo con la prensa rosa, con la que siempre han sido amables y correctos atendiéndola con mucho cariño.

Pero ayer era un día diferente, y tanto que diferente, un caso que llevaba conmocionando al país varias semanas por fin quedó resuelto y por desgracia de la peor forma posible, el pequeño Gabriel aparecia muerto dentro del maletero del coche de la actual pareja de su padre. La guardia civil la sorprendió in fraganti mientras transportaba el cuerpo del menor. Enseguida fue detenida y puesta a disposición [VIDEO] judicial, pero el dolor asiló a todo el país, enseguida miles de personas comentaron lo sucedido en las redes sociales y dos de ellos fueron Amaia y Alfred trasmitiendo su dolor y condolencias a la familia.

Y así se encontraban cuando llegó el momento de entrevistarlos, a los chicos no les tocó una buena tarde y lo demostraron abiertamente, delante de Toñi Moreno no fueron capaces de poner buena cara ni de fingir que todo estaba bien, ya que poco antes de entrar al plató de Telecinco se habían enterado se la triste noticia.

Alfred y Amaia muy conmocionados por el caso Gabriel

Los chicos como ya se ha mencionado antes siempre suelen conceder unas entrevistas muy buenas y agradables pero ayer por dos motivos no fueron capaces de hacerlo, por un lado porque en el país no se hablaba de otra cosa que no fuese el tema de Gabriel y por otro porque a la hora es de la verdad la presentadora Toñi Moreno tampoco supo muy bien que preguntarles.

La presentadora les dijo que habían entrado muy tímidos al plato y ellos les explicaron que había sido por la noticia recibida ya que se habían implicado mucho con el asunto en las redes sociales. Toñi Moreno comprendiendo les dijo que entendía muy bien lo que sentían pero que en ese rato aunque fuera difícil cambiar el chip había que hacer un esfuerzo y creer en la verdad y en las buenas personas.

A pesar de ello la entrevista apenas fluyó y todo fue muy forzado.