Todo lo que se comente dentro del programa puede ser usado en su contra, así lo dejan saber en claro los máximos responsables del formato de Sálvame. Ni si quiera cuando van a publicidad se puede hacer ningún tipo de comentarios, pues caes con ellos.

Cualquier información que aporte publicidad al programa o haga un tema de interés a la audiencia es vital para sus apoderados. Por lo que siempre están alertas de todo lo que hablan sus colaboradores, para sacarle el jugo y el mejor provecho a la situación. En este caso Kiko Hernández [VIDEO] y María Lapiedra han caído justos por inocentes, hablando de temas que no deben mencionar en ciertas oportunidades y lugares.

Resulta que se les ha grabado comentando sobre la vida de Gustavo González y su ex esposa, cosa que para el medio es de sumo interés ya que estos son el tema del momento. Por supuesto de seguro el paparazzi al enterarse se sentirá peor de lo que se siente.

Problemas con Toñi

A pesar de que kiko Hernández hizo de todo para que no se supiese de su conversación con María Lapiedra no fue escuchado. El programa igualmente mantuvo su decisión de transmitir la misma, pero solo asomó una parte de esta. En la grabación vemos como la colaboradora le comenta a su compañero que Gustavo da a entender delante de todos que le da igual si Toñi va a un plato o no, pero de acuerdo con lo dicho por su novia a este si le importa.

María dijo que él colaborador la llamará y discutirá con su ex, por lo que presumimos que la tensión entre Gustavo y Toñi aumentará.

Sin mencionar que también está cómo será su accionar con Lapiedra. Es de suponer que igual pasará en el plato, de seguro arderá Troya cuando este se entere de lo ocurrido.

Estabilidad económica de Gustavo

La conversación no queda allí, una de las incógnitas que giraban en la cabeza de Kiko era si el paparazzi tenía problemas de pasta. Así que la colaboradora le aclaró que no tenía mala situación económica, dijo textualmente “yo lo he visto tiene pasta en la cuenta. A veces ha entrado en banca online y lo he visto”, pero Hernández le refuta que todos comentan que ha dejado a Toñi con una mano delante y otra atrás.

María Lapiedra [VIDEO] le comenta que eso es debido a que no han llegado a un acuerdo legal, pues la casa es mitad suya y mitad de Toñi, la empresa es 96% de Gustavo y 4% de Toñi. Pero como están casados en gananciales eso pasa a segundo plano, porque deben ir a mitad, ahora lo que queda es esperar como desenvuelve el tema legal a ver como le va al paparazzi.