Ya hace días que Belén Esteban estaba esquivando ser noticia por algún asunto relacionado con los no pocos líos que esta mantiene con sus cada vez más numerosos enemigos. Sin embargo, no ha podido evitar volver a serlo a través de una de sus últimas publicaciones [VIDEO] en las redes sociales y en las que muestra la intimidad de su hogar.

Concretamente de la puerta de su casa, donde por sorpresa, y tras haberse enamorado de un mensaje que cree la define a ella y a su familia a la perfección, ha colgado unas maderas [VIDEO] en las que se puede leer una serie de frases que algunos consideran algo misteriosas por su contenido y con las que la colaboradora de Sálvame y Sábado Deluxe ha querido mostrar su lado más humano.Lo que estas contienen es el siguiente mensaje: "En esta casa somos reales.

Nos divertimos. Decimos "por favor", "gracias" y "lo siento". Cometemos errores. Nos reímos a diario. Damos abrazos y besos. Luchamos por nuestros sueños. Somos felices y, sobre todo, nos queremos un montón".

Un enunciado que tiene varios mensajes que pasamos a desgranar ya que, tras lo que parece un puñado de frases hechas al más puro estilo Mr. Wonderful, hay más miga de lo que parece.Por un lado se define a ella misma, a su pareja Miguel y a su hija, todavía censada allí, como gente "real". Y es que al halo que para muchos tienen personajes como ella mucho dista de guardar semejanza alguna con la realidad.Por otro lado se divierten, lo que parece evidente sucede en toda familia bien avenida, para luego asegurar que, por mucho que haya gente que le critica las formas, son gente educada que no tiene, además, pudor alguno en reconocer sus errores.

Errores que esta cometería "a diario". Si algo no falta en su núcleo familiar es cariño, besos y abrazos ni tampoco ganas de luchar por sus sueños. Los de todos. Algo en lo que se apoyan los tres gracias a ese tremendo amor que se tienen.

Las publicaciones de la Esteban en Instagram

Sin duda, un mensaje de lo más sincero, bonito, en el que reconoce su errores y con el que pretende advertir, tanto a vecinos como a todos los invitados que accedan a aceptar alguna invitación a su hogar, de lo que se va a encontrar dentro.Como era de esperar, no han tardado en aparecer no pocos críticos que aseguran ver en este mensaje que la propia Belén Esteban subía a las redes sociales como un intento de lavar su imagen y mostrarse como la persona que no es a través de un mensaje que habría leído por internet y que le habría gustado. Quién sabe.