Todo transcurría con normalidad en "La Sexta Noche", despedían al invitado Patxi López para contactar en directo desde París con García Ferreras, desplazado a causa de las elecciones generales en Francia. Con la torre Eiffel como protagonista, Ferreras presentaba al politólogo Verstrynge, habitual en dicho programa como habitual comentarista de la Actualidad del panorama social y político. Ferreras comenzaba la noche afirmando la "no fiesta" del partido de Le Pen

Sin embargo, esta vez debatía con el periodista Antonio García la posición del partido de Frente Nacional de Marine Le Pen, tan polémico en los anteriores días de elecciones.

En primer lugar, Verstrynge sacó a relucir las rosas azules que el periodista sujetaba, pero lejos de afirmar su posición con Le Pen, Ferreras respondía contundente con un: "Bueno, ya sabes que las rosas significan otra cosa, enseñarle a los espectadores de la Sexta que éstas son las rosas del Frente Nacional".

Según Verstrynge, el partido de Le Pen está más que contento con los resultados finales de las elecciones. No obstante, Verstrynge se sofocó con las palabras de Ferreras, éste le decía lo siguiente:"Frente Nacional, tendencia dura" a lo que el politólogo le respondía: "Yo estoy un poco harto de que los intelectuales en España utilicen clichés sin tener ni puñetera idea de lo que están hablando. Si el frente nacional es fascista, quien lo puede saber soy yo y no es así, ¡atrévete [VIDEO]a dar el paso, tiene el voto obrero en Francia!".

Vídeos destacados del día

Con todo, el politólogo afirmaba que realmente no legislará Macron realmente, sino el Ibex 35 y los medios de comunicación.

Con esas palabras, Verstrynge ha sido muy criticado, sobre todo, desde el plató de "La Sexta Noche" y más tarde en el especial de "El Objetivo", con Ana Pastor. Ésta misma afirmaba en directo lo siguiente: "Las caras en el plató escuchando a Verstrynge son un poema". Y es que, no tardaron en aparecer los defensores de Podemos como Miguel Urban, quien también tuvo tensas discusiones en pleno directo con otros tertulianos del PSOE y Ciudadanos.

En definitiva, se vivió una de las noches más convulsas, no sólo en el plató con Ana Pastor, sino también en Francia y la postura de Ferreras ha sido un tanto desconcertante durante toda la conexión en directo, evitando dar por hecho las palabras de Verstrynge y sin querer rebatir sus ideales. Quizás a causa de las duras palabras en contra de éste.