La emblemática serie Dragon Ball Super, en los últimos días, ha demostrado que sí es una serie que da contenido para ver, engancharse y para seguirla viendo. Hace unas horas Bandai afirmó que la fusión de Goku y Vegeta será el producto para formar a Vegetto, la fusión que se llevará a cabo para poder derrotar a los villanos Black y Zamasu. Entre las opciones, esa fue una de las últimas ya que en el capítulo 62 Piccolo Daimaku dijo que había una forma de vencerlos.

Esta información se declaró confirmada ya que se había filtrado otra donde la técnica desarrollada por el maestro Roshi, el "Mafuba", iba a ser utilizada por Goku en el siguiente capítulo.

Pero, ¿qué pasa? Se dice que la técnica Mafuba no funcionó al 100% ya que los enemigos se escaparon y no pudieron finalizarla. Esta técnica lleva un tiempo, no es instantánea, y tampoco Goku la domina al cien por cien y por ello les dio tiempo a escapar. Más adelante, cuando no tenían opción, Gowasu apareció en el futuro acompañado de los dioses Bills-Sama y Wiss-Sama dando la opción de que pudieran fusionarse usando los pendientes de potala, opción que ya había sido usada en la saga de Majin Buu en Dragon Ball Z.

La fusión de los pendientes no tiene separación, por lo que sería una buena opción fusionarse ya que se podría deshacer si volvieran a viajar al presente. Sería la única forma de separar a Goku y Vegeta de la fusión. Una vez que ellos se hayan fusionado, podrán combatir hasta estar agotados.

Vídeos destacados del día

Sin embargo, hay una incógnita, ¿superará el poder de Vegetto el de BlackMasu? Sí, BlackMasu.

También recordemos que Black y Zamasu se van a fusionar también usando los pendientes de potala. Tienen dos pendientes de color verde que servirán para una fusión. Esto no será una ventaja para ellos ya que la inmortalidad no se llevará a cabo si llegan a fusionarse. Como decía anteriormente, ¿ganará Vegetto? Puede ser que sí, siempre ganan la batalla por muy difícil que sea. Estas fusiones se llevarán a cabo en los episodios 66, 67 y 68.