2

Jennifer López, parece que es consciente de que no todo es para siempre, y es que la cantante a sus 46 años, ha encontrado por fin, la tranquilidad en uno mismo.

Su espectacular carrera y su increíble belleza, ha hecho a la cantante darse cuenta de sus cualidades tanto profesionales, como personales y poder darse cuenta de lo que quiere realmente.

Hace unos días, declaraba en una revista, que no piensa en el matrimonio, es más, sus anteriores tres matrimonios que fracasaron rotundamente, fue debido a que, ella misma no era consciente de lo que sucedía a su alrededor y no le daba mucha importancia a las señales que observaba.

Según la cantante, su manera de pensar ha cambiado respecto a cómo lo hacía cuando era joven. Consiguió darse cuenta de que antes de estar bien con otra persona, necesitas estar bien contigo misma,  darte cuenta de lo que quieres y lo que necesitas en tu vida. Piensa que cada persona debe tenerse a sí mismo como prioridad y después pensar en los demás, por que si sucede lo contrario, es entonces cuando escoges malas decisiones.

Su relación con el coreógrafo Casper Smart, le va viento en popa, y es que está muy feliz y la ha hecho cambiar mucho, tanto personal como profesional. No piensa en el día de mañana, ella misma afirma que vive el momento, no quiere casarse, lo único que pretende es vivir cada momento y poder estar bien consigo misma y con los demás.

Y es que no deja de sorprendernos ya que nuestra querida Jennifer López estrena canción con Lin-Manuel Miranda, dedicada a las víctimas de Orlando.

Vídeos destacados del día

Al conocerse las noticias todos sus seguidores no dudaron en ponerle miles y miles de mensajes de cariño. No es de extrañar que la queramos tanto.

Aparte de su estreno, se confirmó que tanto ella como otras cantantes cómo Royce, Juanes, Britney Spears, Mary J. Blige, Meghan Trainor  Gwen Stefani y Selena Gómez, se unieron para cantar por las víctimas de Orlando " Hands" . Y es que las ganancias obtenidas irán al Equality Florida Pulse Victims Fund, el Centro comunitario de Florida.

El ataque del 12 de junio en el club nocturno Pulse dejó 49 muertos y docenas de heridos.