¡Amigos!

Lo que esperamos por tanto tiempo, por fin vio la luz. Sin más preámbulo, te contaré como fue el episodio 53 de Dragon Ball Super.

Luego de ver las escenas en las que Trunks visita a Gohan, y claro, ver su nueva vida como padre de familia y trabajador, además del viaje de Bills, Wiss y Goku al universo 10; Wiss explicó a Goku acerca de la raza guerrera a la que pertenece el Kaio del universo 10. Zamasu aparece sirviéndole, lo que aparenta ser, una taza de té a su maestro.

Luego de esto Zamasu tiene una conversación tensa con Gowasu- Sama, aparentemente este le dice que cuanto le faltaría para poder ser un supremo Kaiosama, luego de una supuesta negativa del maestro podemos apreciar a Zamasu con un cierto desánimo.

Bills, Wiss y Goku llegan al planeta del Kaio del universo 10, Goku busca a Zamasu para pelear, sin embargo Bills y Wiss le piden a Kakaroto que se presente de manera formal antes de poder mantener un enfrentamiento, pese a esto,  Goku es interrumpido por Bills.

El asistente del dios de la destrucción le pregunta a la entidad suprema del universo 10 acerca del anillo del tiempo, hecho que provoca que ambos Kaios se queden sorprendidos.

Instantes después, Gowasu muestra los anillos del tiempo a Bilss y a Wiss, y luego le dice a Zamasu que enfrente a Goku.

Luego de los comerciales, la escena que todos esperaban, Trunks ve a número 18, esta saluda a Trunks, este se sorprende y es saludado por la androide, no sin antes de ser troleado.

Goku transformado en supersaiyajin dos, finalmente se enfrenta a Zamasu,  éste sin mucho esfuerzo esquiva los golpes de Goku, pero el saiyajin arremete.

Vídeos destacados del día

Utilizando un KI muy parecido al de Black, Zamasu cae ante  Goku, pues este no es rival suficiente para el poder de Goku.

Espero que te haya gustado la nota, no olvides seguirme, además, suscríbete a mi canal de youtube: "Panzoncito´s Show", y claro, visita mi página web www.dragonballperu.com, así como mi página de Facebook, allí encontraras mucha información para ti, además están muy entretenidos.

¡Hasta la próxima!