Pocos personajes tan admirados y a la vez tan infortunados como #Vegeta. Su éxito siempre fue indirectamente proporcional a su popularidad entre los fans, y esto encuentra explicación en la perversa mente de #Toriyama, que en entrevistas ha confesado ir casi siempre contra los deseos que los seguidores de la serie le expresaban por correspondencia. Si los fans querían un Vegeta ganador, Tori no sólo les regalaba uno perdedor sino que de yapa, lo hacía morir. Y fue así la vida de este tipo, de fracaso en fracaso… ¿Cuántos exactamente? ¿Cuatro? ¿Cinco? ¿Veinte? ¿Ciento dos? ¿Fracasos ad infinitum?... Veamos:

Para dar con las primeras frustraciones de Vegeta debemos remontarnos a sus difusos orígenes.

De chico lo tenía TODO: Era el distinguido príncipe de una de las razas de guerreros más poderosas del Universo; el Emperador espacial, Freezer, lo había elegido como su protegido; por su condición de hijo del Rey Vegeta, era el heredero a la corona; juguetito que quería, juguetito que tenía (?). Como vemos, todo lo que un niño de cinco años puede desear. Y de repente, su castillo de naipes se derrumba ante su perpleja mirada. Su planeta entero cae bajo las garras del mismo Freezer que, cagándose en la diplomacia, lo convierte en polvo cósmico, dejando a 'Vejetita' con el eterno título de “Principito” de la nada.

Con ese estigma a cuesta, Vegeta desarrolla el resto de su infancia y adolescencia al servicio del verdugo de sus coterráneos, mientras va germinando un enorme resentimiento hacia todo el mundo.

Vídeos destacados del día

Con  el frustrado deseo de convertirse en Rey (nunca lo manifiesta, pero el hecho de que repita a todo momento su condición de Príncipe, hace pensar en que adentro, muy adentro, lo anhelaba), se dispone a alcanzar la inmortalidad, tras enterarse de la existencia de unas misteriosas esferas que pueden cumplir lo que sea.

Y así es como aterriza en el planeta Tierra, confiado en hacer de su visita un mero trámite de expropiación. Pero los fantasmas de las desilusiones de la infancia lo acosan. Cuando las cosas iban de mil maravillas, aparece un tipejo de cabello alborotado, un guerrero de “clase baja” que en teoría nada tiene que hacer frente a uno de “élite”, y estrella contra la pared al principito. Los sueños de Vegeta se diluyen ante su categórica y humillante derrota en manos de la férrea defensa terrestre, que sabiéndose inferior, le ha dado muestras de coraje al soberbio Saiyajin del espacio. Su muerte en manos de Krillin, es inminente y gracias a la piedad del bueno de Gokú consigue zafarse de la apremiante situación. (...)

                                  *NOTICIA DEMASIADO LARGA* (¡Esperen la segunda parte!)

#LaColumnaDeMajunia y #MaestroCeta [Re-elaboración]

[Otros] 'Dragon Ball super: Lo que veremos en el Episodio 47 según FujiTV'

[Otros] 'DRAGON BALL SUPER: PRIMERA IMPRESIÓN EPISODIO 47, LA APARICIÓN DE DARK GOKU'