El cuarto capítulo de la sexta temporada de ‘Juego de Tronos’, llamado ‘Book of the Stranger’, ha vuelto a desatar una nueva polémica entre los fans de la serie de HBO por su final. En él, vemos como Daenerys Targaryen incendia el templo Dothraki con los Khals, que amenazaban con violarla, dentro. Después, ella abandona el lugar desnuda mientras que todos los que aguardaban fuera se postran ante ella en señal de veneración, entre ellos unos sorprendidos Jorah Mormont y Darioo Naharis.

Pero, ¿dónde está la polémica? En que según George R.R Martin, autor de la saga literaria ‘Canción de Hielo y Fuego’, los Targaryen están lejos de ser inmunes al fuego.

De hecho, en el libro, jamás se ha dado a entender esto. En el año 1999, el escritor de Santa Fe ya explicó la escena en la que nacen los famosos dragones de Danaerys y que sirvió para cerrar la primera temporada de ‘Juego de Tronos’. “El nacimiento de los dragones fue algo único, mágico, maravilloso, un milagro. La llaman la que no arde porque caminó entre las llamas y sobrevivió. Pero sin embargo, su hermano no fue inmune al oro derretido”, declaró el autor.

Ese trata de otro de los pequeños cambios respecto a los libros que han introducido los showrunners David Benioff y Dan B. Weiss en la serie. Estos giros no siempre han gustado a los fans lectores y así lo hacen saber en las redes sociales. La exclusión del personaje de Lady Corazón de Piedra de cara a la cuarta temporada levantó mucha polvareda en su momento y no son pocos los espectadores que mantienen la esperanza de poder ver a la líder de la Hermandad sin Estandartes en la serie.

Vídeos destacados del día

Otras tramas que han variado respecto a las novelas son la de Sansa y Tyrion. En el libro, Sansa no termina casada con Ramsay, ya que ese papel lo desempeña la ‘falsa Arya’, mientras que Tyrion en los libros no ha intercambiado palabra alguna con Daenerys y en la serie es ya uno de sus grandes aliados.

Arianne o los Griff (Jon Connington y Aegon Targaryen) son otros personajes con cierta relevancia en las novelas y que apenas han sido mencionados en la serie de HBO. Se trata de pequeños cambios pero que para los lectores son muy significativos. ¿Nos deparará más giros inesperados lo que resta de sexta temporada? Con Benioff y Weiss nunca se sabe lo que puede suceder.