La famosa colaboradora del programa "Sálvame", Karmele Marchante, ha sido pillada en una actitud bastante preocupante, al ser descubierta "presuntamente" practicando sexo, y haciendo la postura de la campana en los baños, con un hombre del público que había asistido a la grabación del programa, y que sin querer se ha convertido en noticia de la noche al día.

La colaboradora, recientemente fue pillada con un hombre bastante obeso en el centro de Madrid, y en actitud bastante cariñosa tras su ruptura con "pichurrin". Los colaboradores del programa "Sálvame" donde trabaja, no dejan de asombrarse con los "ligues" de esta mujer, que parece que está viviendo una segunda adolescencia.

En esta ocasión, y en medio del programa, Karmele, se levantó como en tantas ocasiones lo hacen los colaboradores, y con la escusa de salir a fumar, desvió el rumbo de su trayectoria, y cambio el humo, por los lavabos del programa, en donde al parecer, le estaba esperando un señor del público de unos sesenta años de edad, para darle presuntamente "merengue, merengue".

Esto, que un principio era una cosa que no se debería haber sabido, ha querido que el destino, empujara a Jorge Javier en ese preciso instante, a ir a buscar a la colaboradora, (como en tantas ocasiones acostumbra a hacer el presentador en los programas), y tras darse cuenta de que esta, estaba tardando mucho rato en volver a ocupar su silla.

Al acceder hacia los baños con las cámaras detrás, el presentador se ha percatado de que Karmele, no se encontraba fumando como le había dicho a Jorge Javier antes de abandonar el plató, y acompañado de Kiko Hernández, han accedido al retrete llevándose la sorpresa del siglo y retransmitiéndolo en directo para toda España.

Vídeos destacados del día

Según nuestros informadores, la colabora se excusó diciendo que el señor pasaba por su lavabo, y al salir Karmele, le pidió ayuda para abrocharse el vestido, y que simplemente había sido una coincidencia.

Esta situación surrealista, ha sido el tema durante el resto de la tarde en el programa. Por otra parte, Karmele ha tenido que abandonar el plató, debido a las burlas de sus compañeros.