En el tercer capítulo de la entrega de “Volverías con tu ex?” hubo un juego en que las mujeres del programa tenían que elegir entre los distintos concursantes quien se amoldaba más a las categorías de más seductor, más infiel, más apasionado y más divertido. Resultaron victoriosos en cada una y respectivamente Pascual, Marco Ferri, Huayquipan y Joaquín.

Como curiosidad del juego de “Volverías con tu ex?” hay que señalar que parece que Mitzi Bustos le tiene cierto miedo a Huayquipán y da la sensación de que intenta evitar por todos los medios prestarse a situaciones, por nimias que sean que pudieran poner celoso a su esposo en el Reality.

Parece que Mitzi Bustos va cediendo cada vez más a Huayquipán y no a la inversa.

Durante el juego de las mujeres, Marco Ferri quedó elegido como el más infiel, cuestión que Gala hizo ver que no le gustaba por la situación (cosa perfectamente comprensible) sin embargo estas palabras no sentaron muy bien a Marco Ferri que parece no entender que otras personas que no sean el puedan sentirse molestas.

Marco se encargó de hacerle entender a Gala que no tenia porqué sentirse molesta porque otras personas digan de él lo que a veces parecen obviedades.

Para los seguidores de “Volverias con tu ex?” y del anterior reality la relación entre Aylén Milla y Marco Ferri continuaba hasta hace unas pocas semanas, y la actitud de Marco con Gala nos parecía extraña, sobre todo porque pensábamos que aún seguía con Aylén.

Vídeos destacados del día

Pues parece ser que esto no ha sido así (a pesar de todo lo que parecía por “instagram”) y Marco Ferri se encargó de dejar claro que en la relación que había terminado con Aylén Milla (hace más de lo que pensabamos) no había habido víctimas ni culpables. La relación de Marco y Aylén parece que terminó bastante antes de que diera comienzo “Volverías con tu ex?”.

Lo cierto (y esto es solo una opinión) es que parece que Gala tiene bastante razón. Es quizás la persona más sensata de todo el reality y quizás el extraño desplante de Marco Ferri motivó que se sintiera bastante receptiva hacia las palabras y la mirada de Mariano Brozinzevic, a quien le dijo que los gestos no mentiras pero las palabras podían mentir, y era por eso que miraba fijamente a los ojos.

Dejamos a vuestra elección las conclusiones pero desde luego poco faltó par que ardiera el pajar porque saltaron chispas entre ambos.