¡Qué traigan kleenex y psicólogos! Drama máximo el que se vivió esta madrugada en la casa de Gran Hermano 16. Tanto es así que la propia Sofía, al límite de su paciencia y de sus fuerzas, se plantea abandonar el reality a una semana escasa de la gran final y con muchas papeletas de ser ella la dueña del maletín de los 300.000 euros. ¿Qué ha ocurrido para que la de Pamplona no aguante ni un segundo más en la casa de GH? Vayamos por partes.

Anoche, los concursantes se preparaban para una conexión en directo como cada domingo, día de emisión del debate.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Telecinco

Esa conexión llegó, pero más tarde de lo habitual. Casi a las dos de la madrugada, los concursantes conocían en directo los porcentajes ciegos del ganador y de los demás finalistas.

Una larga espera, nervios, incertidumbre y cansancio que hizo mella en los cuatro finalistas, especialmente en Sofía. Por si esto fuera poco, el Súper tuvo la genial idea de organizarles una fiesta tras la emisión de El Debate, a altas horas de la madrugada. Algo que no sentó demasiado bien a la de Pamplona, que se echó a llorar de simple impotencia y cansancio. Por si esto fuera poco y con la fiesta ya comenzada, el súper llamó a Han y Aritz al confesionario, donde permanecieron casi dos horas de reloj. Niedziela y Sofía, en la casa y con la fiesta ya montada, no entendían nada. Sofía, al límite y quizás oliéndose el papelón guionizado de Han y Aritz que se podría destapar en la gran final del reality, estalló y aseguró en varias ocasiones y llorando que no aguantaba más y que se quería marchar. 

Por el momento, no hay novedades respecto al tema, por lo que intuimos que se trató de un simple arrebato fruto del cansancio, los nervios, la presión mediática de la recta final del concurso y la impotencia de estar presenciando un gran circo orquestado por Han y Aritz. Sofía, a estas horas, sigue en la casa.

Vídeos destacados del día

Pueden estar tranquilos los sofistas, aunque estamos convencidos de que la de Pamplona volverá a montar en cólera con el tema Han-Aritz y es que, al igual que nosotros, ella también sospecha de los últimos acontecimientos ocurridos en la pareja Han-Aritz.