El Papa Francisco sorprendió con su visita a un hospital de niños ubicado en Bangui, ciudad ubicada en África, específicamente se trata de la capital de la República Centroafricana. En la conmovedora foto, se lo ve junto a un niño muy enfermo.

En estas horas, el sumo pontífice ya se encuentra volando de vuelta al Vaticano, en Roma, pero nadie deja de hablar de esta foto, donde se lo ve dándole su bendición en África a un niño con serios problemas de salud.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Historias

Más allá de que la visita del Papa Francisco a ese hospital no fue planeada, se hizo presente en el lugar en el día de hoy para llevar varias cajas de medicinas las cuales fueron donadas por el hospital Bambin Gesú de la ciudad de Roma.

Antes de dar por concluida su visita a la capital de la República Centroafricana, el sumo pontífice visitó el barrio musulmán de Bangui, el cual vivió infinidad de atrocidades en el año 2013. Al llegar al lugar, el Papa Francisco aseguró que “Cristiano y musulmanes sin hermanos”. Allí, el gran imán Nehedi Tidijani le dio la bienvenida, junto con la presencia de diversas delegaciones de protestantes y católicos. Además, pidió que no haya odio, ni venganza, ni violencia.

El Papa Francisco le habló a las cientos de personas que fueron a conocerlo en la mezquita y allí se creó un ambiente muy pacífico más allá de las estrictas medidas de seguridad que se tomaron en el lugar para la protección de la autoridad máxima de la iglesia católica.

Las inmediaciones de aquella mezquita sufrieron los choques con armas entre los Seleka, miliciano, en su mayoría musulmanes,  y también los milicianos animistas y cristianos, los cuales se conocen como “anti-balaka”.

Vídeos destacados del día

Miles de pobladores del lugar recibieron con mucho entusiasmo al sumo pontífice en su acto presencial en los campos de desplazadas, también visitó la catedral católica, además del hospital y el estadio donde brindó una misa multitudinaria. En todos aquellos lugares fue muy bien recibido por los habitantes del lugar que lo esperaban con mucha ansiedad.