Un simple huevo tiene la culpa de haber puesto en el punto de mira a Marta y Sofía, abanderadas del eje del mal o del Team Mafia en esta nueva edición de Gran Hermano. Ayer por la tarde, mientras las dos amigas preparaban la cena para todos sus compañeros (espaguetis con salsa y huevo). Al parecer, Raquel no puede tomar huevo por algún tipo de intolerancia alimenticia (pero, en cambio, sí come tortillas y bizcochos). La polémica saltó a las redes cuando alguien comentó que Raquel no podía tomar la salsa si contenía huevo y Sofía contestó "No pasa nada", con las risas de Marta de fondo.

La reacción a este comentario no se hizo esperar.

Las redes sociales explotaron con el polémico asunto del huevo, llegando incluso a ser Trending Topic. Por su parte, algunos seguidores de Raquel se unieron para pedir firmas en la página Change.org y exigir, así, la expulsión disciplinaria de Marta y Sofía por un acto "deleznable y de pura maldad", tal y como afirma el propio escrito que ya cuenta con más de 2.000 firmas. Sobre este hecho polémico, la propia Belén Rodríguez (colaboradora de El Debate) ha escrito en sus redes que debe ser Marta la próxima expulsada y no Raquel por el polémico acto del huevo.

Las redes sociales, divididas entre detractores de Marta y Sofía y sus seguidores, no han dejado de hablar del asunto del huevo desde ayer por la tarde. ¿Creéis que es para tanto como dicen algunos y merecen ser expulsadas?, ¿pensáis, por el contrario, que se ha exagerado una simple broma? Lo cierto es que, finalmente, parece ser que Raquel no probó la salsa de huevo gracias a Vera, quien le advirtió de que contenía el polémico ingrediente y no, como debía haber sido, las propias cocineras de la salsa de la discordia.

Vídeos destacados del día

Sin duda alguna, la expulsión del próximo jueves será una de las expulsiones con más tensión, no solo dentro de la casa, sino también fuera, ya que se juegan la permanencia en la casa tres de las concursantes con más apoyo fuera y en las redes sociales. ¿Quién ganará la batalla?