Ya no sabemos qué es estrategia y qué es amor, o deseo carnal, o diversión. En las últimas horas, Suso ha decidido lanzarse al ataque a por Raquel y esta, apartada de sus compañeros, no ha dudado en entregarse en cuerpo y alma al estratega de la decimosexta edición de Gran Hermano.

Después de confesarse mutuamente que desde el principio existió un flechazo que sólo se enfrió ante la actitud del catalán con Sofía, que echó para atrás de manera radical a la extremeña, la cosa parece que ha ido para adelante entre Suso y Raquel, quienes se han convertido definitivamente en la pareja de la casa.

Muy poco han tardado de las confesiones al primer beso, cuyas imágenes se pueden ver en la foto de esta noticia, en un beso que ha salpicado en las últimas horas las redes sociales y que ambos han decidido regalar a la audiencia y a sus compañeros al hacerlo en público, en el salón, y a modo de demostración de que ninguno tiene nada que ocultar.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Telecinco

Se gustan, y lo hacen.

No han faltado, sin embargo, comentarios en relación a que todo esto que estamos viendo puede ser una estrategia por parte de ambos, señalados por la audiencia y sus compañeros, para hacer buena la máxima de Gran Hermano que indica que las parejas siempre aguantan mucho tiempo dentro de la casa, incluso cuando estas están formadas por personajes poco queridos por los fieles del Reality decano de la televisión española.

Sea como fuere, lo cierto es que desde que conociéramos las nominaciones ya hemos visto como Suso y Raquel se han acercado, se han acariciado mientras charlaban, se han besado... y hasta han amanecido juntos después de acostarse y de, según aseguran algunos medios de comunicación disfrutar de un edredoning que, de confirmarse, sería el segundo que afecta al 'guapo' de la casa después de rebozarse sobre las sábanas con Sofía no hace tanto.

A pocas horas de conocer quién es el segundo expulsado, corre prisa por hacer cosas de las que luego no lamentarse por no haber hecho y estos dos prometen seguir dando minutos de gloria al programa.