La nueva película de Alejandro Amenábar se llama Regresión, nombre que adquiere de una práctica de la psicología consistente en revivir recuerdos borrados por la mente humana mediante una especie de hipnosis. El talentoso director español sorprende con una cinta de dos horas de duración pero que, debido a lo cautivador que resulta el brillante guion, hace que se nos pase el tiempo rápidamente.

Desde el principio se nos presenta una historia donde lo más destacable son las regresiones que sufren algunos de sus protagonistas, ordenadas por un Ethan Hawke sobresaliente en este largometraje, que llevarán la historia hacia un sentido que sorprenderá al espectador.

La protagonista femenina interpretada por Emma Watson, que por suerte sobrevivió a Harry Potter, se convierte en el pilar fundamental en un guion del que, como la Regresión, no se puede escapar.

Juego psicológico de espías

Regresión es una película donde nos ponemos en la piel de un policía que intenta descubrir una serie de sucesos extraños cuyos protagonistas no recuerdan, siendo sometidos a varias regresiones para hacerles recordar esos acontecimientos que, por otra parte, crean una oleada de pánico en la población. Además, antes de empezar la película, Amenábar nos dice que estamos ante una historia basada en hechos reales, cosa que nos hace sumergirnos aún más en toda la historia que nos va a presentar.

La Crítica frente a los datos

Como suele ser habitual en los últimos tiempos, las críticas que podemos leer sobre la película tienen poco o nada que ver con los números que está haciendo los primeros días de su estreno.

Vídeos destacados del día

A pesar de que, parece, no termina de convencer, la película está moviendo unas cifras que, para ser un thriller psicológico y una coproducción España-Canadá, están sorprendiendo de una manera muy positiva.

Alejandro Amenábar ha vuelto a convertir una película suya en un estreno de éxito, arriesgándose con un género que en España no termina de gustar y mezclando dos aspectos aparentemente opuestos como son la psicología frente a los rituales satánicos que concluye rompiendo a un espectador que en ningún momento espera lo que va a pasar. Aunque no sea una película a gusto de todos, la repercusión que ha traído confirma que Regresión ha conseguido lo más difícil, despertar a toda la opinión del Cine.