Maisie Williams, la actriz encargada de dar vida a Arya Stark en la serie de HBO, acudió anoche en Los Ángeles junto a otros compañeros de reparto como Nikolaj Coster-Waldau o Gwendoline Christie, a la gala de entrega de los premios Emmy. Recién llegada de Girona, donde ha estado rodando parte de la sexta temporada de ‘Juego de Tronos’, la actriz hizo unas declaraciones en la alfombra roja que no gustarán a los fans y es que ha vuelto insistir en la nula posibilidad del regreso de Jon Nieve.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Televisión

“La entrevista que habéis leído que dice que Kit lo ha revelado es falsa”, afirma contundente Williams.

Se trata de una entrevista concedida por Kit Harington a la revista belga Humo antes del final de la quinta temporada, donde el encargado de meterse en la piel del Lord Comandante número 98 de la Guardia de la Noche afirmaba que ‘Juego de Tronos’ seguiría formando parte de su vida “durante un tiempo” y que superaría la treintena cuando terminase su participación en la serie (actualmente tiene 28 años).

La semana pasada Harington fue visto en Stanfield, donde se estaba rodando una batalla norteña, en la que según algunas informaciones  él mismo participaba. ¿Por qué siguen negando lo que es un secreto a voces?.

‘Juego de Tronos’ es un show de Televisión y han de crear expectación de cara a los nuevos capítulos, pero en este caso lo están llevando hasta el absurdo. Primero están las apariciones de Kit en los sets de rodaje y luego su pelo. El actor inglés firmó un contrato con HBO por el cual no podía cortarse el pelo hasta que terminara su participación en la adaptación televisiva de la saga literaria ‘Canción de Hielo y Fuego’. Kit siempre ha manifestado que le encantaría cortarse el pelo, pero que no puede y a día de hoy sigue luciendo el pelo largo. El debate seguirá sin duda abierto hasta el próximo mes de abril cuando se estrene la sexta temporada.

Vídeos destacados del día

‘Juego de Tronos’ triunfa en los Emmy

‘Juego de Tronos’ se convirtió en la gran triunfadora de la gala de los premios Emmy al alzarse con cuatro estatuillas, sumadas a las ocho que ya recibió la semana pasada en las categorías técnicas. La serie se hizo con uno de los premios más importantes de la noche, al convertirse en la Mejor serie de Drama. El guión de ‘Mother’s Mercy’, escrito por David Benioff y Dan B. Weiss, fue premiado como Mejor guión de Drama, mientras que David Nutter recibió el galardón a mejor director de Drama. El premio más esperado y celebrado fue el conseguido por Peter Dinklage como Mejor actor de reparto en Drama. Tanto Lena Headey como Emilia Clarke, ambas nominadas en categoría femenina, se fueron de vacío.

Precisamente, la madre de dragones fue una de las ausencias más comentadas en  la gala, aunque la propia Emilia lo explicó en las redes sociales: está en España rodando. "Creo que llego tarde a los Emmys. ¿Cómo de lejos están de España?”, escribía Clarke junto a una simpática foto en la que parece perdida.

Lo cierto es que el rodaje en nuestro país continúa y seguiremos pendientes de cualquier novedad.