Y al final sucedió lo que todos temían y nadie deseaba. Uno de los concursantes más polémicos de la presente edición de Gran Hermano 2015 en Argentina, Brian, ha tenido que ser expulsado tras agredir a su novia en un nuevo episodio de violencia machista.

Con las cámaras como testigo y con sus compañeros merodeando por el nido, el joven concursante del Reality de América TV no dudó en golpear a la que fuera su pareja después de una discusión en la que poco a poco fueron subiendo los decibelios hasta que este perdió los papeles, fruto en otras cosas, de la ingesta masiva de alcohol que le lleva acompañando desde su entrada en el concurso televisivo.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Telecinco

Lo que en un principio pareció una nueva bronca por celos, después de la entrada de una bella chica que había entrado recientemente a la casa y para la que Brian parecía estar teniendo ojos especiales, los dos protagonistas de esta historia se fueron enzarzando en una discusión con insultos y de tono elevado hasta que ocurrió lo peor posible.

En un momento determinado, abrumado por los gritos de ella, que antes fueron de él, su sentimiento de culpa, empujado por el alcohol y por su agresividad innata, que nos hacen dudar de que esta sea la primera vez que levanta la mano a alguna de sus parejas, Brian no duda en golpear a Marian en un gesto violento, cobarde, machista y pueril que no tarda en tener consecuencias.

En ese mismo momento, y después de ser reducido y separado de su ex pareja por sus compañeros de convivencia, la organización del concurso de América decide ver una y otra vez las imágenes hasta que concluyen lo evidente, que la agresión existe y que hay que tomar medidas drásticas de inmediato.

Poco después, Jorge Rial, presentador de este Reality, entra a la casa y le comunica a Brian que la dirección ha decidido expulsarle ante su agresión y que debe abandonar la casa de manera inmediata, a lo que el joven, aturdido, no responde cediendo antes los deseos del programa.

Vídeos destacados del día

La justicia argentina estudia si entrar de oficio en este caso de violencia machista mientras Brian, arrepentido, saca rédito de su gesto en los platós de televisión