Ya está aquí la nueva apuesta de Telecinco para las noches de los domingos en un nuevo Reality Show que viene a sustituir al Debate de Supervivientes tras la victoria de hace una semana de Christopher en la Gran Final de SV 2015.

 Un programa que supone un nuevo formato televisivo ya que, en este caso, la convivencia que los doce concursantes de este espacio televisivo está enfocada a convertirse en uno de los preferidos del público y así conseguir un pasaporte a la nueva edición de Supervivientes 2016.

Entre los concursantes, cuya lista ya anunciamos en este mismo portal hace unos días, una buena ristra de famosetes, famosillos y conocidos televisivos que han realizado cameos por programas del corazón sin que hayan llegado a conseguir un papel protagonista en el lucrativo negocio de la prensa rosa.

Además de ex de conocidos, ex participantes de Mujeres y Hombres y Viceversa y 'outsiders' de otros Realities de Telecinco, entre tanto personaje peculiar encontramos a viejas glorias de la prensa rosa de los noventa como Twoyupa, que prometen subir la temperatura ambiente en este encierro que se prolongará durante el presente verano. 

 En los primeros minutos de encierro ya hemos podido disfrutar de todo. En su estreno que tuvo lugar ayer en Telecinco dio tiempo para que todos los participantes se conocieran, se juntaran por intereses afines en un principio e incluso se empezaran a separar o a enfrentar por según qué cosas de la convivencia que promete ser la tónica constante durante este espacio.

 En este sentido, una de las broncas de la casa que dejó las primeras nominaciones servidas fue la que llevó a Lorena da Souza y Luisa a convertirse en las primeras expuestas a la eliminación ante el público.

Vídeos destacados del día

La razón esgrimida por sus compañeros fue que las personalidades de ambas, después de ver a la ex Kiko Rivera y a Yasmina sacar las garras.

 Además de estos primeros líos y discusiones subidas de tono, el programa nos dejó las surrealistas conversaciones entre las dos veteranas, Mari Carmen y María José, y el amago de abandono de Luisa.