Anais recibe nuevos pretendientes en MYHYV, todos bien conocidos por el programa. Dos estaban sentados en el bando de su compañera de trono Steisy, y obviamente no ha sentado nada bien a la stripper, quien ante todo ha dicho que no le echen la culpa a ella que si quieren cambiarse que se vayan.

Así es como Agustín y Leo deciden pasar a sentarse entre los pretendientes de la joven canaria. El argentino fue descubierto por Nacho Montes quien dijo que las miradas entre la tronista y Leo eran muy evidentes. Leo confesó presionado por todos y dijo que el trono de Steisy estaba muy avanzado y que él se veía más con Anaís y por ello decidía cambiarse.

Agustín fue presionado por Steisy quien escuchó rumores y no le gustaron nada. el chico empezó a mirar insistentemente a Anaís, y no negó en ningún momento que le gustaba porque la consideraba guapísima. Finalmente decide sentarse en el bando contrario con toda su ilusión. Este cambio también ha sido favorecido por el hecho de que Steisy ha expresado lo que siente por los más veteranos dando a entender las pocas posibilidades que tienen los "novatos" de conquistar su corazón.

El tercer pretendiente que recibe Anais es nada más ni nada menos que Álvaro Pérez un ex pretendiente y además ex pareja de Laura Barcelona que ahora asiste como "gancho" en el programa. Ambos recordaron que no tiene muy buen recuerdo de esa relación y así lo demostraron sus caras. Los chicos no se soportan y hasta JuanMi actual pareja de Laura demostró su disconformidad de que Álvaro estuviera en plató.

Vídeos destacados del día

Como si fuera poco no era lo único que tenía que contar este chico. Sino que después de estar con Laura también tuvo oportunidad de asistir a MYHYV donde conoció a Lola con quien tuvo un rollo de una noche mientras ella estaba en pareja con Ángel.

Complicada la situación de los chicos en plató, sí es cierto que Anaís recibió varios pretendientes pero ¿con quién realmente se queda? Álvaro le ha impactado físicamente pero toda la historia que trae con él no le ha hecho ninguna gracia a la tronista, y menos aún al escuchar a Laura quien casi se puso a llorar al relatar lo mal que lo pasó con su ex.